Falso que Hugo Chávez viva sus últimos días: Maduro

miércoles, 2 de enero de 2013
MÉXICO, D.F., (apro).- La versión difundida por el diario español ABC en el sentido de que el presidente de Venezuela, Hugo Chávez, se encuentra en coma inducido y vive sus últimas horas de vida, obligó a las autoridades del país sudamericano a reaccionar de inmediato para aclarar que el estado de salud de Chávez es complejo, pero que se encuentra consciente de su situación. De visita en La Habana, Cuba, donde Chávez fue sometido el pasado 11 de diciembre a una cuarta operación para tratarle el cáncer que padece, el vicepresidente Nicolás Maduro confió en que Chávez salga adelante. "Pude verlo en dos oportunidades, conversar con él (...) Él está consciente de lo complejo del estado postoperatorio (…) todo el tiempo estamos esperando su evolución positiva, a veces ha tenido ligeras mejorías, a veces situaciones estacionarias dijo Maduro en una entrevista transmitida por la cadena Telesur. Según Maduro, el presidente venezolano pidió mantener al  pueblo informado “siempre con la verdad, por dura que ella fuera”. Asimismo, hizo un llamado  al pueblo venezolano a tener confianza y seguridad en las informaciones que emite de forma oficial el gobierno e insistió en que "más temprano que tarde (Chávez) saldrá de esta situación". Ante las versiones de que el mandatario se encuentra sumamente debilitado, el virtual sucesor de Chávez, aseguró que el mandatario está "con una fuerza gigantesca”. Lo saludé con la mano izquierda, luego me apretó con una fuerza gigantesca mientras hablábamos", dijo. La versión oficial contrasta con la que dio a conocer el pasado martes el periódico español ABC en su página web, que citó fuentes de inteligencia con acceso al equipo médico del mandatario venezolano, que afirmaron que se encuentra en coma inducido desde hace unos días. De acuerdo con las fuentes del rotativo español se tiene considerado desconectar el soporte artificial que mantiene con vida a Chávez “en cualquier momento”, lo que le provocaría la muerte. Relató que desde la operación practicada al mandatario el pasado 11 de diciembre, Chávez ha presentado fiebre constante, pérdida de conciencia y no ha respondido a los antibióticos. Las fuentes revelaron además que no ha comido algo sólido desde que le fueron extraídos 43.3 centímetros de intestino. “También sus funciones respiratorias se encontraban asistidas artificialmente tras la traqueotomía a la que fue sometido por una infección que motivó la retención de líquido en los pulmones. Ese cuadro se completa con insuficiencia renal”, publicó ABC. No sólo eso, señaló que en una biopsia realizada durante la cirugía, le detectaron células cancerígenas en las paredes internas del intestino y la vejiga y se comprobó que la metástasis en hueso y médula espinal ha progresado. “En condiciones normales esto hubiera requerido probablemente un próximo trasplante de médula, pero su estado ya tan deteriorado no ha permitido más actuaciones”, agregó el rotativo español que también informó que la operación de Chávez fue realizada por un equipo médico llegado expresamente de Rusia asistido por médicos cubanos. Frente a estas y otras informaciones que han surgido en torno al deterioro de la salud del mandatario de Venezuela, el ministro de Ciencia y Tecnología de ese país, Jorge Arreaza, pidió hacer caso omiso de ellas. “Compatriotas, no crean en rumores mal intencionados. El presidente Chávez ha pasado el día tranquilo y estable, acompañado por sus hijas”, escribió en su cuenta de Twitter Arreaza, quien además es yerno del mandatario. Hugo Chávez, quien asumió la presidencia en 1999 debería rendir protesta para un nuevo periodo presidencial el próximo 10 de enero, pero debido a su estado de salud, las autoridades han afirmado que esa fecha podría ser postergada. La constitución prevé varias alternativas para el caso de que Chávez se vea imposibilitado para retomar la presidencia. Por ejemplo, en caso de que no pueda tomar posesión, Diosdado Cabello, líder de la Asamblea  Nacional, asumiría el poder y convocaría a elecciones. En caso de que Chávez tome posesión pero no pueda ejercer sus funciones, el vicepresidente tomaría el poder y convocaría a elecciones. Antes de su viaje a Cuba, Chávez nombró a Maduro como su posible sucesor en caso de que no pudiera retomar la presidencia, pidió votar por él en una eventual elección extraordinaria.

Comentarios