Tras atentados, Putin advierte que aniquilará a terroristas

martes, 31 de diciembre de 2013
MÉXICO, D.F. (apro).- El presidente ruso Vladimir Putin anunció la “eliminación total” de los grupos terroristas, en su primera reacción pública luego de los atentados que dejaron 34 muertos en la ciudad de Volvogrado y las crecientes dudas en torno a la seguridad de los Juegos Olímpicos de Invierno de febrero próximo. En su mensaje de fin de año, Putin advirtió que Rusia “continuaría luchando feroz y consistentemente contra los terroristas hasta su completa aniquilación”. El mandatario ruso hizo estas declaraciones durante un viaje a Jabarovsk, donde se encontró con damnificados por las inundaciones. Hasta la fecha ningún grupo se ha adjudicado la responsabilidad por los ataques, que aumentaron el temor a atentados de insurgentes islamistas de regiones rebeldes y cuyo líder ha llamado a los militantes a sabotear los Juegos Olímpicos de Invierno en Sochi. Los atentados representan un desafío para Putin, que hace más de una década expulsó a rebeldes del poder en la república de Chechenia pero que no ha logrado aplacar a la insurgencia islamista. La cifra de muertos en un ataque suicida perpetrado el domingo 29 en la estación de trenes de Volgogrado subió a 18 luego del fallecimiento esta madrugada de un herido. El gobernador regional Sergei Bazhenov dijo que otras 16 personas murieron en un segundo ataque con bomba perpetrado el lunes 30 en un trolebús. En Volgogrado, unos 5 mil 200 policías y soldados fueron movilizados en la Operación Torbellino Antiterrorista, dijo el portavoz del Ministerio del Interior, Andrei Pilipchuk, a la televisión estatal. También destacó que unas 87 personas fueron detenidas después de resistir al control policial o por no haber presentado una identificación apropiada o documentos de registro. Algunas estaban armadas, aseguró Pilipchuk. La televisión estatal mostró imágenes de agentes de seguridad que empujaban a hombres contra un muro, pero no había indicios de que alguno de ellos estuviera vinculado a los ataques con bombas. La agencia de noticias Itar-Tass dijo que las acciones de la policía se centraban en trabajadores migrantes del Cáucaso y de exEstados soviéticos, grupos que, según activistas de derechos humanos, enfrentan prejuicios y a menudo son blanco indiscriminado de la policía. Putin ha apostado su prestigio a los Juegos de Invierno de Sochi, una ciudad en el borde occidental de las montañas del Cáucaso y dentro de la franja de tierra que los insurgentes quieren arrebatarle a Rusia para fundar un Estado islámico.

Comentarios