Rescatan a recién nacido de una tubería de desagüe en China

martes, 28 de mayo de 2013
MÉXICO, D.F. (proceso.com.mx).- Un bebé recién nacido fue rescatado de una tubería de desagüe tras ser tirado por un inodoro en un edificio de departamentos en el este de China, luego de que los vecinos alertaron a las autoridades. Los residentes pidieron ayuda cuando oyeron llorar al niño el sábado pasado en un baño de acceso común en Pujiang, provincia de Zhejiang. Los bomberos serrucharon el suelo del baño y removieron desde el piso inferior la parte del caño en la que estaba el bebé, que atrapado cabeza abajo. Luego intentaron sin éxito tirar del niño para sacarlo, por lo que se llevaron el trozo de cañería entero al hospital, donde consiguieron liberarlo serruchando el tubo, de 10 centímetros de diámetro, con ayuda de los médicos. El pequeño, de 2.3 kilos, fue introducido en una incubadora. Un video del rescate se transmitió en varios programas de noticias y páginas de Internet de China el lunes y el martes. El niño –identificado como ‘bebé número 59’ por el número de su incubadora– fue llevado a un hospital y la noticia provocó que decenas de personas le llevaran pañales, ropa, leche en polvo y ofertas de adopción. El dueño del edificio consideró que era poco probable que el nacimiento hubiera ocurrido en el baño porque no había restos de sangre y no sabía de embarazos recientes entre sus inquilinos. La agencia DPA reportó que la policía logró encontrar a la madre, que “llora y lamenta mucho” haber abandonado al bebé. Tras la aparición de la madre, la policía se limitó a indicar que el caso sigue en investigación y se está tratando como un intento de homicidio. A pesar de los ofrecimientos de adopción, un médico dijo que el niño sería entregado a los servicios sociales si no es reclamado.

Comentarios