Rusia otorga asilo político a Snowden y EU monta en cólera

jueves, 1 de agosto de 2013
MÉXICO, D.F. (apro).- Luego de un mes y una semana de permanecer varado en la zona de tránsito del aeropuerto internacional de Sheremetyevo, el gobierno de Rusia otorgó asilo político por un año al excontratista de la Agencia de Seguridad Nacional (NSA, por sus siglas en inglés) Edward Snowden. La noticia causó el enojo del gobierno de Estados Unidos, que se dijo “profundamente decepcionado” de la decisión del gobierno ruso y advirtió que ésta tendrá “consecuencias inmediatas”. Apenas Snowden puso un pie en territorio ruso, empezaron a enviarle ofertas de trabajo, una de ellas en VKontakte, la principal red social de Rusia. El también exagente de la CIA, quien es requerido por Estados Unidos para ser juzgado por filtrar a la prensa información sobre programas secretos de espionaje masivo en internet, ingresó a territorio ruso inmediatamente después de que Anatoli Kucherena, su asesor legal, le entregara el certificado expedido por el Servicio Federal de Migración (FMS, por sus siglas en ruso). De acuerdo con un mensaje publicado por Wikileaks a través de Twitter (https://twitter.com/wikileaks), Snowden salió del aeropuerto acompañado de Sarah Harrison, asistente de Julian Assange, quien viajó con él desde Hong Kong. “Ahora ya podemos decir que colaboradores de Wikileaks estuvieron muy pendientes de Edward Snowden desde el día que llegó a Hong Kong. “Nuestro agradecimiento a los rusos y a todas las personas que ayudaron a proteger a Snowden. Ya habíamos ganado una batalla, y ahora ganamos la guerra”, afirma el portal. De acuerdo con el asesor legal de Snowden, “por razones de seguridad” el extécnico de la NSA permanecerá en un lugar secreto el tiempo que permanezca en Rusia. El certificado de asilo temporal que le concedió el FMS le permite moverse a lo largo y ancho del territorio ruso, e incluso trabajar, y se cree que elegirá un sitio alejado de Moscú y de la prensa local y extranjera. “Es una de las personas más buscadas del mundo. Está ya en un lugar seguro. Espero que entiendan esto, él mismo me pidió darles las gracias a todos y decirles que confía en que sabrán comprenderlo. La cuestión de su seguridad es muy importante para él”, explicó Kucherena a la prensa. El experto en computación, quien ha afirmado que con el programa de espionaje que tiene Estados Unidos podría espiar hasta al presidente Barack Obama, si contara con su cuenta de correo personal, permaneció en la zona de tránsito del aeropuerto moscovita desde el pasado 23 de junio, cuando llegó en vuelo comercial huyendo de Hong Kong. Snowden, dijo el abogado, es consciente de que si incumple la condición fijada por el Kremlin, es decir, abstenerse de revelar más información que pueda causar daño a Estados Unidos y, por ende, a la relación bilateral entre Moscú y Washington, se dará por terminado el pacto que por el momento le garantiza no ser extraditado. Por lo pronto, el extécnico de la NSA ya recibió una oferta de trabajo de VKontakte, la principal red social rusa. "Invitamos a Edward Snowden a Petersburgo y nos sentiremos contentos si decide unirse al equipo estrella de programadores en VKontakte", dijo Pavel Durov, uno de los fundadores del sitio con sede en San Petersburgo. Durov, quien afirma tener más de 210 millones de perfiles registrados y hasta 47 millones de usuarios diarios, dijo sentirse orgulloso de la decisión de Rusia de albergar a Snowden. “Hoy Edward Snowden --el hombre que denunció los crímenes de los servicios de seguridad de Estados Unidos contra ciudadanos de todo el mundo-- recibió el asilo temporal en Rusia. "En estos momentos uno siente orgullo por nuestro país y lamenta el camino tomado por Estados Unidos, un país que está traicionando los principios sobre los que fue fundado", deploró. Condena EU decisión El gobierno de barack Obama, a través del portavoz de la Casa Blanca Jay Carney, condenó la decisión de Rusia de conceder asilo político al exagente de la CIA, a pesar de su “clara solicitud legal en público y privado para que Snowden fuera expulsado a Estados Unidos a enfrentar los cargos en su contra". Carney ratificó la postura de Estados Unidos en contra del asilo al reiterar que el extécnico de la NSA no es un disidente o un activista que ha hecho revelaciones. "Él está acusado de haber filtrado información clasificada, ha sido acusado con tres cargos de felonía", afirmó el vocero en su habitual rueda de prensa. Por ello, advirtió que la decisión de las autoridades rusas tendrá consecuencias inmediatas. "Esta acción socava el largo historial de cooperación policiaca, cooperación que recientemente ha ido en aumento desde el caso de los atentados en el Maratón de Boston", indicó Carney. El funcionario estadunidense se negó a hablar sobre la reunión programada para septiembre entre los presidentes de Estados Unidos, Barack Obama, y de Rusia, Vladimir Putin, en el marco de la cumbre de líderes del G-20 que tendrá lugar en San Petesburgo. Sin embargo, reconoció que "obviamente (la decisión) no es un evento positivo. Tenemos un amplio rango de intereses con los rusos y estamos evaluando la utilidad de una cumbre", dijo sin ofrecer más detalles el respecto. Mientras tanto, según publica hoy The Washington Post, el Buró Federal de Investigación (FBI, por sus siglas en inglés) planeó un viaje de Lon Snowden, padre del exagente de la CIA, para que convenza a su hijo de regresar a su país. Así lo afirmó el padre al diario estadunidense, y también aclaró que rechazó la propuesta, aunque no especificó si estaría dispuesto a hablar con su hijo. "Yo dije: 'Quiero hablar con mi hijo... ¿Este acercamiento es una trampa?' Dijeron: 'Bueno, no estamos seguros'", relató Lon Snowden al diario. "Contesté: 'Esperen un minuto, amigos, yo no me voy a sentar en el pavimento para convertirme en una herramienta emocional para ustedes", recriminó el padre al FBI. También declaró que su hijo se crió en una familia patriótica en la que muchos de sus miembros han servido a las fuerzas militares o policiales y que, incluso, su hijo trabajó para la Guardia Costera. Por ello, afirmó que al revelar información sobre el programa de espionaje estadunidense su hijo actuó con patriotismo, consciente de que iba a sufrir personalmente por su decisión de proteger los derechos constitucionales a la privacidad de los estadunidenses, y agregó que espera que el presidente Obama haga lo propio.

Comentarios