Cae segunda ciudad de Irak en manos de insurgentes sunitas

martes, 10 de junio de 2014
MÉXICO, D.F. (apro).- Después de cuatro días de intensos combates, los insurgentes sunitas del Estado Islámico en Irak y el Levante (EIIL) capturaron hoy la provincia petrolera de Nínive y su capital Mosul –la segunda ciudad más importante de Irak–, a raíz de lo cual liberaron a 2 mil 500 presos, se apropiaron del material militar y de las bases abandonadas por los soldados, y tomaron el control del aeropuerto y de los bancos de la ciudad. “Miembros de la policía y del Ejército se quitaron los uniformes; sus bases se encuentran vacías”, aseveró un oficial iraquí a la AFP. El EIIL conquistó también seis sectores de la región de Kirkuk y dos más en la provincia de Saladino, mientras que en enero tomó el control de Faluya. Los rebeldes se apoyan en las tribus sunitas inconformes con el gobierno de tendencia chiita. El primer ministro chiita Nuri Kamal al-Maliki declaró el “estado de emergencia” en todo el país y urgió a sus aliados internacionales a apoyar el gobierno, dos años y medio después que terminó la ocupación militar estadunidense de Irak. Maliki también anunció que formará un grupo de crisis para armar a la población. Según un corresponsal de la AFP en Mosul, centenares de familias huyeron de la ciudad. Incluso, se formó un amontonamiento de vehículos cargados de “todo lo que pudieron llevar” en el retén militar que separa la región con el Kurdistán. El EIIL –o Da’ech– se fundó en Irak en 2007 durante la invasión estadunidense y forma parte activa de la rebelión contra el régimen sirio de Bashar al-Asad, aunque el grupo insurgente se encuentra en conflicto abierto con al-Nosra, la filial local de Al-Qaeda. “El EIIL siguen ampliando sus fuerzas desde Siria, desde donde traslada sus soldados, municiones sofisticadas y recursos para los combates en Irak”, analizó el vocero del Departamento de Estado estadunidense, Jen Psaki, quien llamó a una “respuesta fuerte y coordinada” a la “agresión”. Según la AFP, el EIIL sigue el proyecto de crear un Estado islámico dentro de las fronteras actuales de Líbano, Siria e Irak. Según The New York Times, dos vehículos militares tipo Humvee, que el Ejército estadunidense proporcionó a las fuerzas armadas de Irak al salirse del país, ya se encuentran en Siria. Desde inicios de 2014, el grupo EIIL lleva a cabo operativos militares junto con olas de atentados sobre los territorios iraquíes controlados por el gobierno. Estas acciones provocaron más de 4 mil 600 muertos, según la agencia noticiosa.