Parlamento catalán aprueba referéndum independentista

viernes, 19 de septiembre de 2014
Madrid., (apro).- El Parlamento catalán aprobó hoy por 106 votos a favor y 28 en contra la ley de consultas que permitirán a la Generalitat de Cataluña convocar al referéndum por la independencia el próximo 9 de noviembre. El mismo día que Escocia dio a conocer la derrota del movimiento que buscaba su independencia del Reino Unido, en Barcelona, los principales partidos catalanes pro-independentistas (Convergencia i Unió, Esquerra Republicana de Catalunya, PSC, Iniciativa per Catalunya y la Candidatura d´Unitat Popular), que representan 80% de la cámara, aprobaron la ley de la hoja de ruta soberanista del presidente Artur Mas. A su vez, el Partido Popular y Ciutadans votaron en contra de dicha norma. El presidente catalán firmará el decreto de convocatoria de la consulta, para cuya celebración tiene un plazo mínimo de un mes y máximo de dos meses desde que entre en vigor esta ley, el día de su publicación en el Diario Oficial de la Generalitat de Cataluña. Por la mañana, el presidente Mas refrendó su voluntad de seguir adelante con el proceso soberanista catalán, porque pese a que en el referéndum de Escocia venció el no a la independencia, con eso “salimos reforzados por esta lección de democracia”. Dijo que el referéndum como el de Escocia, “es el camino y, de hecho, es el único camino para cubrir los anhelos de una población y ser fieles a la esencia de una democracia”. Por ello, refrendó que el proceso catalán continúa y sigue adelante”, y pidió que se desengañen quienes pensaban que este proceso no iba a salir adelante. El gobierno central, del conservador Mariano Rajoy, y un buen número de fuerzas políticas nacionales se oponen a este proceso soberanista en Cataluña. Desde las instancias del gobierno español se sabe que el gobierno celebrará un consejo de ministros extraordinario –tentativamente este sábado o bien hasta que Artur Mas firme la convocatoria— para emitir una resolución de impugnación de la ley de consulta catalana, que sería llevada ante el Tribunal Constitucional.

Comentarios