Obama se disculpa con Médicos Sin Fronteras por ataque a hospital

miércoles, 7 de octubre de 2015
MÉXICO, D.F. (apro).- A través de una llamada telefónica, el presidente estadunidense, Barack Obama, se disculpó con la presidenta de Médicos Sin Fronteras (MSF), Joanne Liu, por el ataque aéreo contra un hospital de esa organización en Kunduz Afganistán, que provocó la muerte de 22 personas. Josh Earnest, portavoz de la Casa Blanca, informó de las disculpas en su rueda de prensa diaria y añadió que Obama llamó también al mandatario afgano, Ashraf Gani, para transmitirle sus condolencias por lo ocurrido. El martes pasado, durante su comparecencia ante la Comisión de Servicios Armados del Senado de Estados Unidos, el comandante de las fuerzas internacionales en Afganistán, John Campbell, afirmó que la decisión de lanzar un ataque aéreo que impactó al hospital de MSF en Kunduz fue tomada por la cadena de mando estadunidense y sostuvo que el bombardeo al hospital fue “un error”. Sin embargo, MSF exigió una investigación internacional sobre el bombardeo estadunidense al considerar que se trató de un “crimen de guerra” y rechazó la versión de que se trató de “un error”. Tres investigaciones, una estadunidense, una afgana y una de la OTAN ya fueron diligenciadas sobre el caso, pero MSF afirmó que desconfía de una investigación militar y reclamó una indagatoria de parte de la Comisión Internacional Humanitaria, creada en 1991. Para que ésta se lleve a cabo se requiere que al menos uno de los 76 Estados firmantes de la comisión lo solicite. “Nada puede excusar la violencia contra pacientes, trabajadores médicos e instalaciones sanitarias. No se trató únicamente de un ataque contra nuestro hospital, sino de un ataque contra las Convenciones de Ginebra. No lo toleraremos”, afirmó Joanne Liu, presidenta de MSF. Las Convenciones de Ginebra, firmadas en 1949, reglamentan el comportamiento que los beligerantes deben adoptar para proteger a los heridos y enfermos “en cualquier circunstancia”. Mego Terzian, presidente de MSF Francia, coincidió con Liu en que “lastimosamente”, ese bombardeo “no fue un error”. Entre las víctimas del ataque del avión estadunidense ocurrido el sábado pasado se encuentran 12 trabajadores de MSF y 10 pacientes, entre ellos tres mujeres y niños.

Comentarios