Cuba no abandonará el sistema socialista, advierte embajador

viernes, 17 de abril de 2015
TOLUCA, Edomex., (apro).- El embajador de Cuba en México, Dagoberto Rodríguez, aseguró aquí que su país no abandonará el sistema socialista que lo rige y tampoco eliminará el gravamen impuesto al dólar estadunidense mientras persista el bloqueo económico. El diplomático aseguró que de manera constante, y no sólo a partir del restablecimiento del diálogo entre los presidentes de Cuba y Estados Unidos, Raúl Castro y Barack Obama, respectivamente, su país trata de adaptarse a los tiempos actuales. Dijo que a partir del acercamiento con la nación del norte “nuestra apuesta es construir un socialismo más próspero, para que cada día podamos darle al cubano un mejor nivel de vida”. Y precisó que la disposición mostrada por ambos países para restablecer su relación diplomática, dañada desde 1959, no implica que en automático se superarán sus diferencias, sobre todo las económicas, pues el régimen de la isla caribeña se basa en una política de austeridad. Eso sólo significa que existe un ambiente propicio para encontrar vías de solución pacífica a las diferencias y de cooperación entre todos para resolver los grandes problemas que se enfrentan, dijo. “Estamos iniciando el camino. No es la solución a todos los problemas el acercamiento, es un inicio, pero el problema fundamental sigue siendo el bloqueo”, indicó. Rodríguez agregó que el gravamen de 10% que su país impuso al dólar continuará firme, pues “el bloqueo económico, comercial y financiero de Estados Unidos impide a Cuba usar el dólar, por lo tanto es un riesgo”. Este impuesto, subrayó, seguramente desaparecerá cuando desaparezca el bloqueo. “El bloqueo sigue siendo el obstáculo fundamental de desarrollo de Cuba, y los cubanos estamos dispuestos a analizar todas las opciones, pero es un proceso largo”, insistió. Explicó que para que las relaciones entre los dos países se puedan considerar “normales”, Estados Unidos tiene que adoptar decisiones unilaterales. “Porque Cuba no bloquea a Estados Unidos, por tanto es esa nación quien tiene que levantar el bloqueo. Cuba no tiene bases militares en Estados Unidos, es la Unión Americana quien tiene que retirar su base militar en Guantánamo y devolver ese territorio que está ilegalmente ocupado. Cuba no aplica acciones subversivas a Estados Unidos, es aquel país quien tiene que dejar de financiar a una falsa oposición, a la que le dedica 60, 70, 80 millones al año. Cuba no realiza emisiones de radio y TV ilegales en Estados Unidos, es ese país quien, violando las reglas de la Unión Internacional de Telecomunicaciones, transmite más de 2 mil 800 horas semanales a Cuba desde aerostatos, desde aviones”, recalcó. El embajador sostuvo que la isla está dispuesta a discutir todos los temas que a la Unión Americana le interesen, “en un marco de respeto a lo que cada quien es”. También ofrece apertura para que se aclaren los señalamientos que existen en contra de la isla, bajo la única condición del respeto, el derecho internacional, los principios sobre los cuales se asientan las relaciones internacionales, apuntó. “Somos una sociedad imperfecta y podemos construir, falta mucho por alcanzar, pero realmente nos sentimos orgullosos de cómo hemos logrado el pleno goce de los derechos de los cubanos: educación y salud universal y gratuitas, un sistema político en el cual los ciudadanos participan en todos los procesos de toma de decisiones. Nada de lo que se hace en Cuba responde a los intereses de un grupo en el poder, sino a los genuinos intereses del pueblo cubano”, subrayó. Remató: “Estamos dispuestos a discutir todo lo que incumba a la relación bilateral, pero los temas internos de Cuba, solamente los cubanos pueden decidirlos”.