Mueren 131 por ataque aéreo contra asistentes a una boda en Yemen

martes, 29 de septiembre de 2015
MÉXICO, D.F. (apro).- Un supuesto bombardeo de la coalición que dirige Arabia Saudita en Yemen mató aproximadamente a 131 civiles –entre ellos muchos niños y mujeres– que acudían a una boda en el pueblo de Wagha, cerca de la ciudad portuaria de Mocha, junto al Mar Rojo. En declaraciones a la agencia DPA, Sheij Abdulá al Fadhli, miembro del consejo local de Mocha, señaló que los ataques de ayer se dirigieron contra dos pabellones donde celebraban por separado los hombres y las mujeres, y niños invitados al evento. Según el funcionario, cerca del lugar de la celebración no hay ningún tipo de posiciones de fuerzas militares o de rebeldes hutíes, pero eso no fue obstáculo para que los rebeldes bombardearan el lugar. "Si las cifras son tan altas como parece, puede tratarse del incidente más mortal desde el inicio del conflicto", dijo en Ginebra el portavoz del Alto Comisionado de la Organización de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Rupert Colville. A su vez, el secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, dio un mensaje en el que condenó "este ataque aéreo" y presentó su pésame a las familias. Ban Ki-moon recordó que "no hay una solución militar al conflicto de Yemen", y pidió de nuevo a las partes "el cese inmediato de las actividades militares" y la búsqueda de una solución mediante negociaciones, con ayuda de su enviado especial. Por su parte, Hassan Boucenine, de la organización Médicos Sin Fronteras, con sede en Ginebra, destacó que la mayoría de los asistentes a la boda murieron porque el hospital de Mokha estaba cerrado debido a la falta de suministros. “No hay medicamentos, combustible, electricidad, nada, por eso el personal se fue", dijo Boucenine. Esta mañana, la coalición árabe negó cualquier responsabilidad en el bombardeo contra los civiles que asistían a la boda en Wagha. La coalición liderada por Arabia Saudita "no perpetró bombardeos en esta región en los últimos tres días", declaró a la AFP su portavoz, el general de brigada Alí Al Asiri. Las informaciones que le imputan ese ataque son "totalmente falsas", añadió. De acuerdo con la ONU, al menos 2 mil 355 civiles han fallecido por los enfrentamientos desde marzo, cuando la coalición comenzó a lanzar ataques contra los rebeldes chiíes hutíes y unidades aliadas armadas que controlan la capital y están en guerra contra el gobierno reconocido internacionalmente y también con separatistas en el sur, milicias locales y extremistas suníes. La oficina del responsable de Derechos Humanos de Naciones Unidas afirmó que 151 civiles habían muerto en combates en Yemen durante dos semanas en septiembre, lo que elevaba la cifra de civiles muertos a dos mil 355 en los últimos seis meses.

Comentarios