'La presidencia no es un reality show”, critica Obama ante virtual candidatura de Trump

viernes, 6 de mayo de 2016
WASHINGTON (apro). – En reacción al hecho de que el multimillonario Donald Trump es virtualmente el candidato presidencial del Partido Republicano, el presidente Barack Obama lanzó serias críticas al también magnate de la industria de la construcción al señalar que la presidencia de los Estados Unidos no es un espectáculo o ni un reality show. “Esto no es un entretenimiento”, declaró Obama en la sala de prensa de la Casa Blanca durante una breve conferencia de prensa. “No es un reality show. Ésta es la contienda por la presidencia de los Estados Unidos”, matizó. Al ser cuestionado sobre la virtual candidatura presidencial de Trump, el mandatario apuntó que al multimillonario y polémico empresario se le tiene que someter a un meticuloso escrutinio, sobre todo, por lo que ha declarado en el pasado respecto a la política nacional, temas de seguridad, política exterior, la inmigración y las mujeres. “Es muy importante tomar con seriedad las declaraciones que ha hecho en el pasado, tiene un largo historial que debe ser examinado”, destacó el mandatario estadunidense. Desde este martes, cuando se convirtió en el virtual candidato presidencial del Partido Republicano, las críticas sobre Trump se han incrementado; incluso dentro de su mismo partido. Paul Ryan, presidente de la Cámara de Representantes y líder de los republicanos, rechazó apoyar “en este momento” la campaña de Trump. Aclaró que la nominación presidencial de su partido se definirá en la Convención Nacional del mismo, a celebrarse del 18 al 21 de julio en Cleveland, Ohio. Las declaraciones de Ryan fueron tomadas por algunos analistas políticos como la posibilidad de que el poderoso e influyente líder republicano quiera lanzar su candidatura a la nominación presidencial durante la misma Convención Nacional Republicana. Al mismo tiempo, otros dos influyentes republicanos, el senador John McCain, excandidato presidencial y legislador por el estado de Arizona, y su colega Lindsay Graham, por Carolina del Sur, anunciaron que no apoyarán al multimillonario como candidato presidencial de su partido. Pide escrutinio En la Casa Blanca, sin apuntar específicamente a uno de los asuntos de los que Trump ha convertido en temas polémicos, Barack Obama advirtió que un candidato presidencial debe responder por sus ideas y que estas deberán ser muy bien analizadas por el electorado, porque de ellas dependería el bienestar y seguridad nacional de los Estados Unidos. “Si toman una posición en asuntos internacionales que pueda ser interpretada como una amenaza de guerra o que potencialmente ponga en riesgo una relación crítica con otros países y que pueda resquebrajar al sistema financiero; tendría entonces que ser reportado y analizado”, destacó. El presidente agregó que él, personalmente, estará pendiente de que los candidatos presidenciales, tanto el republicano como el demócrata, sean sujetos a escrutinio riguroso para que el electorado estadunidense esté perfectamente bien informado sobre las opciones que tendrá en los comicios del martes 8 de noviembre. Respecto al caso de los aspirantes a la nominación presidencial demócrata, la exprimera dama Hillary Rodham Clinton, y el senador por Vermont, Bernie Sanders, el presidente Obama dijo que “ambos” tiene propuestas justas para el desarrollo económico, político y social del país. Agregó que cuentan con planes para una reforma migratoria justa y para crear un sistema de seguridad fronteriza que no le cierra las puertas a la inmigración legal. “Ustedes no ven el mismo tipo de divisiones entre los dos candidatos demócratas como el que se vio en algunos de los debates republicanos”, resaltó el presidente Obama.

Comentarios