Líder en el Congreso de EU abre "cargada" en favor de Trump

jueves, 2 de junio de 2016
WASHINGTON (apro).- Paul Ryan, el poderoso presidente de la Cámara de Representantes y líder republicano en el Congreso federal estadunidense, finalmente se decantó por Donald Trump como candidato presidencial de su partido y anunció que votará por él en los comicios del martes 8 de noviembre. “Me siento confiado en que él (Trump) nos ayudará a convertir en leyes las ideas que tenemos para mejorar la vida de los estadunidenses, y es por eso que votaré por él en las elecciones de este otoño”, escribió Ryan en una columna de un periódico local de Wisconsin, el estado que representa en el Congreso federal. El anuncio de Ryan, quien hace cuatro años fuera candidato a la vicepresidencia de Estados Unidos por los republicanos, es un gran alivio y empuje para las aspiraciones de Trump. Hace apenas un mes, Ryan se reunió en Washington con el multimillonario y virtual candidato presidencial republicano, y al concluir la sesión el presidente de la Cámara de Representantes se negó a endosar la candidatura de Trump “Hay que unir al partido”, señaló en ese momento el influyente líder de los republicanos en Washington. Con la adhesión de Ryan es posible que otros líderes republicanos y legisladores federales se decidan a respaldar la candidatura presidencial de Trump. Por ahora, son muchos los líderes y legisladores republicanos que se abstienen a apoyar a Trump, debido a que lo consideran una persona complicada que con sus propuestas irracionales y ortodoxas pudiera dividir al electorado estadunidense y con ello favorecer a los demócratas. “No es un secreto que aún tengo diferencias con él”, acotó Ryan en su columna. “Y no quiero pretender otra cosa, pero la realidad es que en los asuntos de nuestra agenda tenemos más cosas en común que diferencias”, agregó Ryan para explicar su adhesión. Trump continúa con su campaña presidencial y en cada acto proselitista pareciera polarizar más a los electores. Hace apenas unos días, Trump en conferencia de prensa acusó a Hillary Clinton, la virtual candidata presidencial demócrata, de ser una tramposa y una mujer que miente a los estadunidenses. A su vez Trump insiste en convertir en realidad, si gana la presidencia, su promesa de deportar a los 11 millones de inmigrantes indocumentados que se dice viven y trabajan en Estados Unidos, además de construir un muro a lo largo de la frontera con México, que según él financiaría el propio gobierno mexicano. Pese al importante respaldo de Ryan a Trump como candidato, también se incrementó el número de legisladores y líderes republicanos que han anunciado que no se presentarán a la Convención Nacional de su partido, del 18 al 21 de julio, en Cleveland, Ohio, en donde se ungirá al multimillonario como abanderado presidencial.

Comentarios