Trump llama a Hillary Clinton 'mentirosa de clase mundial”

miércoles, 22 de junio de 2016
WASHINGTON (apro) – En respuesta casi inmediata a las advertencias que lanzara la virtual candidata presidencial demócrata Hillary Rodham Clinton, de que si Donald Trump gana la presidencia de Estados Unidos provocaría una recesión económica, éste la etiquetó como una “mentirosa de clase mundial”. En un evento proselitista llevado a cabo en Manhattan, Nueva York, Trump, el virtual candidato presidencial republicano, multimillonario y magnate de la industria de la construcción, aseguró que Clinton ha sido un desastre para su país y que como presidenta sería incapaz de resolver los problemas más urgentes. “Hillary Clinton, como saben ustedes, como lo sabe la mayoría de la gente; es una mentirosa de clase mundial”, declaró Trump en medio de aplausos y vítores de sus seguidores. “Cuando veo aeropuertos, caminos y puentes dilapidados, o fábricas que se van al extranjero o a México u otros países, sé que se pueden resolver estos problemas; pero no por Hillary Clinton, solamente yo puedo hacerlo”, afirmó con tono de gran arrogancia el multimillonario empresario. Con un discurso más elocuente y sin salirse del contexto de las políticas que defienden los republicanos, Trump dio la impresión de que está acatando las órdenes de los líderes de su partido en Washington de concentrarse únicamente en Clinton. En respuesta directa a las críticas y descalificaciones que este martes le lanzara la exprimera dama de los Estados Unidos, de que no tiene una estrategia económica coherente y que todas sus inversiones han sido un desastre, Trump resaltó que posee una fortuna personal de 10 mil millones de dólares. “Siempre he tenido talento para hacer negocios y crear empleos”, presumió el polémico y virtual candidato presidencial republicano. Al descalificar la carrera política de que quien parece ser su oponente en las elecciones presidenciales del martes 8 de noviembre, Trump acusó a Clinton de siempre trabajar para enriquecerse ella y su familia, y favorecer a los grupos de intereses creados que reciben contratos o subsidios gubernamentales. “Juntos, ella y Bill Clinton (expresidente de Estados Unidos) recibieron 153 millones de dólares por dar discursos ante cabilderos”, aseguró quien espera ungirse como candidato presidencial en la Convención Nacional Republicana que se realizará del 18 al 21 de julio en Cleveland, Ohio. Extrañamente Trump insistió en que Clinton es una ególatra que carece del temperamento para ser presidenta de Estados Unidos. Expertos en materia electoral, analistas políticos, sociólogos y sicólogos, acusan a Trump de ser precisamente un ególatra que tiene un temperamento altamente explosivo. “Desastrosa”, su política exterior A la también exsenadora y exsecretaria de Estado, Trump la acusó ante sus seguidores de haber respaldado a su marido en la creación y puesta en vigor del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), firmado con Canadá y México. “Perdimos casi un tercio de los empleos en la industria manufacturera desde que Hillary respaldó la firma de los acuerdos de libre comercio”, aseguró el magnate. Las descalificaciones y acusaciones de Trump contra Clinton no se concentraron únicamente en asuntos comerciales, abordaron los asuntos de la política exterior de Estados Unidos que ella manejó como secretaria de Estado en la primera etapa de la presidencia de Barack Obama. “La política exterior de Hillary Clinton le ha costado a Estados Unidos miles de vidas, billones y billones de dólares; además de desatar en el mundo la amenaza terrorista del Estado Islámico”, indicó Trump. En términos generales, el virtual candidato presidencial de los republicanos responsabilizó a Clinton --como si ella hubiese sido la presidenta que aprobó las medidas de política exterior y no Obama-- de causar la guerra civil que se vive en Libia y Siria, de empoderar a China como potencia mundial, de permitir que Irán desarrolle programas con energía nuclear, que Corea del Norte posea armas atómicas, de la caída del régimen de Hosni Mubarak, en Egipto, y del surgimiento del grupo radical Estado Islámico. “En resumen, los intentos presidenciales (sic) de Hillary Clinton han producido una desastrosa y mortal política exterior, todas sus políticas son pésimas y ella; virtualmente no ha hecho nada”, concluyó Trump en sus descalificaciones a la exprimera dama. En términos de los asuntos de inmigración, especialmente del caso de los inmigrantes indocumentados del cual Trump ha hecho un emblema de campaña al denunciarlos como un problema para los intereses de Estados Unidos, el empresario denunció que Clinton favorece una plataforma radical de una magnitud histórica. “Ella promete otorgar una amnistía masiva en los primeros 100 días de su mandato y terminar virtualmente con todas las leyes migratorias, creando totalmente un sistema de fronteras abiertas para los Estados Unidos”, dijo Trump. Con las políticas migratorias que pretende imponer Clinton, el virtual candidato presidencial republicano aseguró que entre las primeras víctimas de esto, se contarán a los afroamericanos e hispanos que perderán sus empleos ante los inmigrantes indocumentados que se favorecerán con las fronteras abiertas. Trump dio a conocer una lista con algunas políticas que instrumentará en los primeros 100 días de su gobierno, en caso de ganar la Casa Blanca: - Elegir jueces federales que harán cumplir la constitución. - Cambiar las leyes de inmigración. - Modificar o anular los acuerdos de libre comercio. - Levantar restricciones a la producción energética. - Abolir el programa de sanidad pública que implementó el presidente Obama. - Aprobar un proyecto masivo de reducción tributaria. “Esto es lo que estará en juego en las elecciones de noviembre. Yo solamente puedo volver a hacer de Estados Unidos la nación más poderosa de la tierra”, enfatizó Trump.

Comentarios