Condenan a exjefe de la Fuerza Aérea argentina por tortura y secuestro

jueves, 8 de septiembre de 2016
CIUDAD DE MÉXICO (apro).- Un tribunal condenó hoy a 25 de años de prisión al exjefe de la Fuerza Aérea argentina Omar Graffigna por el secuestro y las torturas sufridas por la hija y el yerno de la exvicepresidenta de la organización humanitaria Abuelas de Plaza de Mayo durante la última dictadura militar. Junto con Graffigna, de 90 años, fueron condenados a 25 y 12 años de cárcel, respectivamente, Luis Trillo, exjefe de la Regional de Inteligencia de Buenos Aires (RIBA), donde estuvieron secuestrados la pareja formada por Patricia Roisinblit y José Manuel Pérez Rojo, y Francisco Gómez, quien trabajaba como personal civil de la Fuerza Aérea en ese centro de detención. La pareja fue secuestrada en 1978 y retenida en ese centro cerca de dos meses, mientras Roisinblit estaba en estado de embarazo avanzado, recordó este jueves la agencia AP. “Esperé 38 años para conseguir lo que hoy conseguí”, dijo a los periodistas Rosa de Roisinblit, una de las querellantes en el juicio, tras escuchar el veredicto. “La lucha sigue, todavía no hemos terminado… nunca me imaginé que iba a sobrevivir para que llegue un momento como éste; es una gran satisfacción”, afirmó. Esta es la primera vez que Graffigna recibe una condena de cárcel por delitos de lesa humanidad. El anciano, quien está detenido en su domicilio y que por su avanzada edad es muy posible que no sea llevado a una prisión, fue enjuiciado en 1985 durante el proceso que condenó a otros jefes militares pero él fue absuelto. Mariana, la nieta de Rosa de Roisinblit, acotó que ella había pedido como querellante que los acusados fueran juzgados por “desaparición forzada”, que prevé la prisión perpetua. No obstante, terminaron siendo juzgados por privación ilegal de la libertad y torturas, que –según señaló– son delitos que no dan cuenta acabada de lo que pasó. Roisinblit y Pérez Rojo militaban en la organización guerrillera Montoneros. Ambos pasaron a engrosar la lista de los 30 mil desaparecidos que según organizaciones humanitarias dejó el régimen de facto. Los tres acusados negaron durante el juicio haber cometido delitos. Graffigna dijo antes de escuchar la sentencia que su desempeño durante la dictadura fue “netamente profesional”.

Comentarios