Pese a lluvia y frío, vuelven a protestar en España por "la miseria" de aumento en pensiones

jueves, 1 de marzo de 2018
MADRID (apro).— A pesar de la intensa lluvia y las bajas temperaturas, miles de jubilados volvieron a protestar en las calles de las principales ciudades españolas, exigiendo se revaloricen sus pensiones, que sufren una dramática caída de su poder adquisitivo. En la capital española, los adultos mayores se concentraron primero frente al Ministerio de Hacienda para reprochar el aumento de 0.25% que aprobó el gobierno de Mariano Rajoy y luego se marcharon hasta el Congreso de los Diputados “Mariano Corleone, nos roba las pensiones”; “Rajoy, ladrón, nos roba la pensión”; “arriba las manos, esto es un asalto”, fueron algunas de las consignas que gritaron en estos sitios y que se repitieron en otras ciudades, como Bilbao, Valencia, Sevilla, Cádiz, entre otras. “Aquí estamos, nosotros no nos vamos”, gritaron en contra del pobre aumento que para algunos jubilados representa un aumento de un euro. Esta movilización fue convocada por los sindicatos Unión General de Trabajadores (UGT) y Comisiones Obreras (CCOO). Y anunciaron una movilización masiva para el 17 de marzo, se baraja la posibilidad que sea una sola manifestación en Madrid. Los adultos mayores advirtieron ante los medios que esa subida es “una miseria… una mierda” y reprocharon que luego de años de trabajo, sus pensiones sean tan miserables. En España hay alrededor de 10 millones de pensionados, 6 millones de los cuales son por jubilación, cuyos ingresos apenas sobrepasan los mil euros, muy poco para vivir. Los jubilados por incapacidad tienen una percepción que apenas alcanza los 900 euros; los jubilados por orfandad rozan los 700 euros y por viudedad los 600 euros. Las pensiones más precarias apenas alcanzan los 377 euros. De los 10 millones de pensionados, el 51 por ciento son mujeres. Mientras los adultos protestaban en la calle, bajo una pertinaz lluvia, en el interior del Congreso de los Diputados se reunía la llamada Comisión del Pacto de Toledo, que reúne a las fuerzas políticas para diseñar una serie de recomendaciones sobre el futuro de las pensiones. Por la mañana, en una entrevista televisiva, el presidente Rajoy señaló que “yo quiero subir las pensiones, pero no puedo. No podemos gastar lo que no tenemos, no cometamos errores del pasado”. También anunció que acudirá al pleno del Congreso a participar en una comparecencia sobre las pensiones.

Comentarios