Tribunal Supremo español manda a prisión a cinco líderes independentistas

viernes, 23 de marzo de 2018
MADRID (apro).- El magistrado del Tribunal Supremo, Pablo Llarena, dictó este viernes el ingreso a prisión incondicional del candidato a la presidencia de la Generalitat, Jordi Turull, de los exconsellers Josep Rull, Raül Romeva y Dolors Bassa, y de la expresidenta del Parlament, Carme Forcadell, los líderes independentistas que encabezaron el proces para declarar la independencia de Cataluña. Con esta decisión, Turull se ve imposibilitado de presentarse a la segunda sesión de su investidura como nuevo president de la Generalitat, a la que está convocado el Parlament de Cataluña este sábado a las 11 horas. La víspera de su procesamiento y entrada en prisión, Turull perdió –por cuatro votos-- la votación para ser investido. Tal y como lo solicitó esta mañana la Fiscalía General del Estado, el magistrado del Supremo les notificó por la tarde a los procesados su ingreso a prisión sin fianza por considerar que existe riesgo de fuga y reiteración de delito. “En los autos de prisión, el juez aprecia un grave riesgo de fuga en los encausados derivado de la grave punción a la que se enfrentan por su eventual responsabilidad penal por rebelión, en un momento en el que las sospechas que se plasmaban al inicio del proceso son hoy indicios racionales y firmes de la posible perpetración de unos hechos que presentan una determinada consideración delictiva y de la participación que en ellos han podido tener los procesados”, señala la comunicación del Supremo. Cuatro de los cinco encarcelados –Turull, Romeva, Rull y Bassa– están procesados también por malversación de caudales públicos. El delito de rebelión puede comportar penas de prisión de 15 a 25 años, según la legislación española vigente. La malversación está castigada con penas de hasta ocho años de prisión e inhabilitación absoluta por tiempo de diez a 20 años. Unos minutos después de conocer la resolución del magistrado, los procesados fueron conducidos en un vehículo de la Policía Nacional a las prisiones de Estremera y de Alcalá Meco. En el auto del magistrado, dado a conocer hacia el mediodía, se asegura que en la actuación de los procesados concurren una “pluralidad de factores” en su plan de poner en marcha el proceso para declarar la independencia. Ya en el auto de procesamiento, el magistrado considera que existe un “claro desprecio de los procesados al acatamiento de las decisiones de la autoridad judicial, las cuales se han desatendido de manera contumaz y sistemática durante los últimos años”. También ve acreditada la pertenencia de los procesados a “un amplio colectivo que se solidarizaron con la causa” y que cuenta “con estructuras asociativas organizadas, asesoramiento legal especializado, relevantes recursos económicos derivados de las aportaciones de sus asociados, así como armazones internaciones desarrollados en los últimos años para la defensa de sus planteamientos”. Caso aparte supone la secretaria general de Esquerra Republicana de Cataluña (ERC), Marta Rovira, quien también estaba citada a la vista que se celebró esta mañana, pero no acudió. Alrededor de las 10 de la mañana, Rovira huyó y dejó una carta en la que destaca que “el exilio será un camino duro, pero es la única forma que tengo de recuperar mi voz”. En el transcurso del día, en el entorno de la dirigente independentista se dio a conocer que se refugió en Suiza. En su auto de esta tarde, el magistrado hace una alusión a cómo esa fuga afectó el dictado de prisión de sus compañeros, cuando advierte que existe “grave riesgo de fuga”, “una realidad que hoy se materializa respecto de una de las procesadas que no ha atendido la citación de este tribunal”. En el caso de Rovira, la fiscalía pidió al magistrado que dicte una orden internacional de detención, pero hasta el momento no existe una decisión del Tribunal Supremo. Asimismo, el fallo del juez mantiene en prisión provisional comunicada y sin fianza al exvicepresidente de Cataluña, Oriol Junqueras; el exconceller de Interior, Joaquim Forn, y los líderes sociales Jordi Sànchez (Asamblea Nacional Catalana) y Jordi Cuixart (Òmnium Cultural). También mantiene las medidas cautelares personales acordadas respecto del expresident Carles Puigdemont y de los exconsellers Antonio Comín, Clara Ponsatí, Lluís Puig, Meritxell Serret y contra la exportavoz de la CUP, Anna Gabriel.

Comentarios