Guaidó anuncia que acudirá a la reunión del Grupo de Lima en Bogotá

sábado, 23 de febrero de 2019
CÚCUTA, Colombia (proceso.com.mx).- El presidente encargado de Venezuela, Juan Guaidó, anunció este sábado que participará el próximo lunes en la reunión del Grupo de Lima, en Bogotá, para discutir posibles acciones diplomáticas contra el régimen de Nicolás Maduro. "Anuncio que el día lunes participaré en esa cumbre, en ese grupo, en esa reunión del Grupo de Lima, para reunirnos con todos los cancilleres de la región y también con el vicepresidente de los Estados Unidos, Mike Pence, para discutir posibles acciones diplomáticas", manifestó Guaidó. El también jefe de la Asamblea Nacional hizo esa declaración en Cúcuta, en la que estuvo acompañado por el presidente de Colombia, Iván Duque, y el secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro. Por otro lado, Guaidó aseguró que su responsabilidad como presidente encargado "es seguir buscando las ayudas humanitarias y exigir que entren a Venezuela, es buscar caminos para abrir la democracia en nuestros país para que cese la usurpación, para quitarle la careta a la dictadura". "Nuestra responsabilidad como pueblo es resistir e insistir", y añadió que seguirá "buscando todos los apoyos necesarios para dar fin a una tiranía". "Pueblo de Venezuela, lo hemos dicho, es irreversible el cambio en Venezuela", sentenció Guaidó. "Hoy vimos cómo un hombre, que no le duele el pueblo de Venezuela, manda a quemar comida necesaria para un pueblo hambriento. Vimos quemar medicinas en frente de enfermos", sostuvo. Igualmente, cuestionó a los colaboradores de Maduro. "No sé de qué se ríen los que están en Miraflores, ¿ustedes celebran que hospitales estén llenos de heridos? ¿celebran una masacre?, ya el momento llegó. El mundo hoy vio la peor cara de un régimen, uno que celebra la muerte. El mundo vio en minutos, en horas, la peor cara de la dictadura venezolana", afirmó. Sentenció que "quien usurpa hoy Miraflores tomó la peor decisión: el crimen de exterminio. Por acción y omisión". Guaidó cerró su intervención con una respuesta a un periodista: "Pronto regreso a Venezuela, hasta el lunes", dijo. Por su lado, Almagro afirmó que lo ocurrido en los puentes fronterizos entre Colombia y Venezuela, donde fue destruida parte de la ayuda humanitaria, muestra la "absoluta falta de sentido humano del usurpador", en referencia a Maduro. "Saludamos el ingreso de ayuda humanitaria en Venezuela, lo consideramos un paso importante por haber quebrado la prohibición dictatorial y haber tenido que superar la represión madurista", dijo Almagro. Sin embargo, agregó que la quema de dos camiones cargados con ayuda humanitaria en el Puente Internacional Francisco de Paula Santander, que comunica la colombiana Cúcuta con la venezolana Ureña, muestra "la absoluta falta de sentido humano y social del usurpador". Entretanto, Duque afirmó que el régimen de Nicolás Maduro selló "su derrota moral y diplomática" al impedir la entrada de ayuda humanitaria a territorio de Venezuela incluso mediante la quema de algunos camiones que la transportaban desde territorio colombiano. "Podrán apelar a la violencia para evitar que llegue la ayuda humanitaria, pero hoy han sellado su derrota moral, diplomática", manifestó Duque. Según el mandatario colombiano, "el mundo pudo ver hoy la barbarie de la dictadura que oprime a Venezuela", que respondió con violencia a los intentos de introducir en ese país ayuda procedente de Colombia y de Brasil, así como de frenar a un barco que había zarpado de Puerto Rico. "La represión ha buscado por todos los mecanismos que llegue esa ayuda humanitaria", dijo. El presidente añadió que el mundo debe responder al comportamiento dictatorial del régimen de Maduro por impedir con violencia el ingreso de "alimentos y medicamentos (...) que podrían haber salvado vidas en Venezuela". "Es el momento para que el mundo se una y diga a la dictadura de Venezuela: 'ya basta' y que se le diga al dictador que llegó el final de la represión", manifestó. El presidente colombiano aseguró que ante esa situación, su gobierno, que "de manera pacífica facilitó su territorio para llevar ayuda humanitaria" a Venezuela, decidió regresar con la asistencia a la bodega situada en Cúcuta y aseguró que el Grupo de Lima, que se reunirá el próximo lunes en Bogotá, discutirá "cómo arreciar el cerco diplomático" a Maduro.

Comentarios