Elecciones presidenciales en Bolivia se realizarán el 3 de mayo: TSE

viernes, 3 de enero de 2020
CIUDAD DE MÉXICO (apro).- A tres días de que venciera el plazo otorgado, el Tribunal Supremo Electoral (TSE) de Bolivia informó que las elecciones presidenciales en el país sudamericano se realizarán el próximo 3 de mayo. “Hasta ahí les puedo adelantar. El día lunes (6 de enero) se publicará todo", precisó este viernes el vicepresidente del organismo, Óscar Hassenteufel, luego de casi dos meses de la renuncia del expresidente Evo Morales, quien se encuentra refugiado en Argentina, luego de su paso por México. De acuerdo con el TSE, en las elecciones no podrá participar el exmandatario y tampoco el vicepresidente Álvaro García Linera, debido a que la ley establece que no pueden competir quienes hayan ocupado el máximo cargo ejecutivo después de dos períodos consecutivos. No obstante, en la boleta aparecerá el partido que todavía lidera Morales, Movimiento Al Socialismo (MAS). El pasado 31 de diciembre el TSE desestimó los pedidos para cancelar la personalidad jurídica de esa fuerza política, basados en las acusaciones de fraude en las elecciones del 20 de octubre pasado. Entre los candidatos se menciona a Andrónico Rodríguez, un joven líder campesino de los productores de coca; Adriana Salvatierra, expresidenta del Senado; Luis Arce, exministro de Economía, exiliado en México; el excanciller David Choquehuanca, y el exministro de Justicia Héctor Arce. Otros políticos que han anunciado su intención de competir en los comicios del próximo 3 de mayo son: Carlos Mesa, principal contendiente de Morales en los comicios de octubre, y Chi Hyun Chung, ambos detractores del MAS, así como Luis Fernando Camacho, líder del Comité Cívico de Santa Cruz, quien el 31 de diciembre selló un acuerdo con Marco Pumari para que sea su compañero de fórmula. Camacho y Pumari pidieron “disculpas" a la gente “por los errores cometidos” y expresaron su “empeño y compromiso de no repetirlos”. Además, criticaron fuertemente al expresidente Evo Morales y a “todo su narcogobierno”. Por su parte, la presidenta interina de Bolivia, Jeanine Áñez, propuso celebrar una “cumbre de líderes políticos” para formar un frente común contra el MAS. “Sí pensaría, si así las condiciones se dan, en una cumbre de líderes políticos porque creo que acá hay un objetivo común en los bolivianos, no queremos dispersión del voto, no queremos que suceda lo del 20 de octubre”, destacó en una entrevista con Televisión Universitaria. El pasado 10 de noviembre, tras determinar que hubo una “manipulación dolosa” de los votos tras los comicios de octubre, el secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, pidió la anulación de las elecciones por supuestas “irregularidades muy graves” en el proceso, que nunca fueron probadas. Poco después de la publicación del informe de la OEA, el todavía presidente Morales anunció nuevas elecciones y la conformación de un nuevo TSE. Sin embargo, la decisión no logró calmar las tensiones, y horas después los comandantes de las Fuerzas Armadas, Williams Kaliman, y de la Policía Nacional, Vladimir Calderón, le solicitaron al jefe de Estado que dimitiera para desactivar un escenario crecientemente convulsionado. Morales renunció ese mismo día.

Comentarios

Otras Noticias