Internacional

Vox fracasa en su intento por tirar el gobierno de Pedro Sánchez

El partido ultraderechista español Vox no consiguió más votos que los de sus 52 legisladores en el Congreso de los Diputados.
jueves, 22 de octubre de 2020

MADRID (apro).- La ultraderecha de Vox fracasó en su intento por tumbar al gobierno de Pedro Sánchez en una moción de censura en la que, salvo el voto de sus 52 legisladores en el Congreso de los Diputados, no consiguieron ni un voto más.

Un total de 298 votos del resto de las formaciones políticas rechazaron el intento de la formación de Santiago Abascal para terminar con el gobierno de coalición del PSOE y Unidas Podemos.

Con distinto tono, el resto de formaciones políticas criticaron a Vox por usar una figura constitucional como la moción de censura para sus intereses de grupo, en momentos en que España enfrenta un momento delicado en la gestión de la pandemia, con más de un millón de personas contagiadas, barrera que se pasó este miércoles.

Lo más significativo fue la posición del Partido Popular (PP), a través de su dirigente Pablo Casado, que votó en contra de la iniciativa de Vox, lo que ha permitido a la Cámara baja tejer un cordón sanitario frente a la extrema derecha.

PP a Vox: “Hasta aquí hemos llegado”

El durísimo discurso de Casado, que reprochó al líder de Vox, Santiago Abascal, porque “hoy se censura usted a sí mismo”, y porque la moción significaba “un salvavidas para (Pedro) Sánchez”, “ambos son nostálgicos de las guerras del pasado”, “no somos como ustedes porque no queremos serlo”.

“Votaremos no a su candidatura para presidir el gobierno de España –dijo Casado—. Votaremos no porque decimos no a la ruptura que usted busca, no a la polarización que usted necesita, como Sánchez. No a esa España a garrotazos, en blanco y negro, de trincheras, ira y miedo. No a ese engendro antiespañol, que también patrocinan ustedes, esa anti-política cainita de izquierda o de derecha destinada a hacer que los españoles se odien y se teman. Decimos no a su moción porque decimos no a Sánchez y a sus socios, los visibles y el que está en la sombra, que es usted”, señaló.

El discurso del dirigente del PP tuvo un singular significado porque compiten con Vox por el mismo electorado. Ambas formaciones formaron gobierno en las comunidades autónomas de Andalucía, Murcia y Vox es fundamental para que el PP gobierno la Comunidad de Madrid.

Tras esta ruptura, Vox anunció que se replantea su relación con el PP en el gobierno de Andalucía, quedando paralizara la aprobación de los presupuestos.

Con este escenario, la derecha española queda más dividida, por un lado, el PP que vuelve a recuperar el liderazgo de la oposición, una ultraderecha de Vox aislada y Ciudadanos (C´s) que está en negociaciones con el gobierno central para la aprobación de unos presupuestos generales del Estado.

El presidente Sánchez aprovechó la oportunidad para tender la mano al Partido Popular para negociar la renovación del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) y el Defensor del Pueblo, dos instituciones que debían ser renovadas desde hace dos años, renovación sobre la que el PP ha mantenido el bloqueo.

Este rechazo a la extrema derecha permite que el gobierno de Pedro Sánchez quede más reforzado a pesar de la débil mayoría que tiene.

El presidente Pedro Sánchez le recordó a Santiago Abascal de Vox que “ha quedado claro que usted no cuenta con ningún apoyo”.

Comentarios