Internacional

Acuerdan un alto al fuego permanente en Libia

El acuerdo debería poner fin al conflicto que vive el país desde que fue derrocado Muamar al-Gadafi en 2011.
viernes, 23 de octubre de 2020

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- Las partes en conflicto en Libia firmaron un alto al fuego permanente en todo el país en la sede la Organización de las Naciones Unidas en Ginebra, Suiza.  

En conferencia de prensa, la jefa de la Misión de Apoyo de la ONU en el país (UNSMIL), Stephanie Williams, celebró el acuerdo y lo calificó como un acto valiente que, dijo, puede ayudar a asegurar "un futuro mejor, más seguro y pacífico para todo el pueblo libio”.

Williams detalló que la mediación dirigida por la ONU y la Comisión Militar Conjunta 5 + 5 que representa a las dos partes, dio como resultado el acuerdo que pondrá fin al conflicto que vive el país desde que fuerzas rebeldes apoyadas militarmente por la comunidad internacional derrocaron al líder Muamar al-Gadafi en 2011.

La ONU recordó que, desde entonces, el país se dividió y los partidarios del gobierno reconocido por la ONU con sede en Trípoli, han estado sitiados durante meses tras una ofensiva de las fuerzas de la administración rival del autodenominado Ejército Nacional Libio, dirigido por el comandante Khalifa Haftar.

“El camino fue largo y difícil a veces, pero su patriotismo ha sido su guía todo el tiempo, y ha logrado concluir un acuerdo para una exitosa y alto el fuego duradero " señaló Williams.

Y dijo esperar que dicho acuerdo “contribuya a poner fin al sufrimiento del pueblo libio y permitir que los desplazados, tanto dentro como fuera del país, regresen a sus hogares y vivan en paz y seguridad”.

La directora de la UNSMIL agregó que este hecho representa una marca importante para el pueblo libio. “Espero sinceramente que las generaciones futuras de libios celebren el acuerdo de hoy, ya que representa ese primer paso decisivo y valiente hacia una solución integral de la crisis libia”, dijo.

Sin embargo, señaló que hay mucho trabajo por delante para implementar los compromisos del pacto, como la salida del país de los mercenarios en un plazo máximo de tres meses y la futura integración a la sociedad de los integrantes de los grupos armados y las milicias.

Por su parte, el secretario general de la ONU, António Guterres, afirmó que “este es un paso fundamental hacia la paz y la estabilidad en Libia” y felicitó a las partes por haber colocado el interés de su nación por encima de sus diferencias.

Guterres, recordó que mucha gente ha muerto y sufrido como consecuencia del conflicto e instó a todos actores nacionales y regionales a respetar las provisiones del acuerdo y a garantizar sin retraso su implementación.

“Llamo a la comunidad internacional a apoyar a los libios en la implementación del alto el fuego y en ponerle un fin al conflicto, lo que incluye el respeto completo e incondicional del embargo de armas dispuesto por el Consejo de Seguridad”, puntualizó “y urjo a las partes libias a mantener el ímpetu y a mostrar la misma determinación para alcanzar una solución política al conflicto, resolver las cuestiones económicas y abordar la situación humanitaria”.

Por otra parte, informó que la UNSMIL realiza preparativos para facilitar la reanudación de las conversaciones políticas entre las partes ya que “no hay una solución militar para el conflicto libio” y reiteró su exhortación a un alto el fuego global en el contexto de la pandemia de covid-19.

"Con la inspiración del acuerdo libio, ahora es el momento de movilizar todos los esfuerzos para apoyar las mediaciones que se están llevando a cabo para poner fin a los conflictos en Yemen, Afganistán y en Armenia y Azerbaiyán, donde las hostilidades activas están causando un inmenso sufrimiento a la población civil", concluyó.