Covid 19

Primera ministra danesa pide perdón por ordenar el sacrificio de visones sin tener respaldo legal

Las autoridades de Dinamarca han tenido que admitir que carecen del poder necesario para ordenar esa medida y urgen a que se apruebe una nueva legislación.
martes, 10 de noviembre de 2020

MADRID (EUROPA PRESS).- La primera ministra danesa, Mette Frederiksen, se disculpó este martes ante el Parlamento por haber ordenado el sacrificio de todos los visones del país tras encontrar una mutación del coronavirus que puede transmitirse a humanos y a pesar de que el gobierno no cuenta con el respaldo legal para ello.

"Aunque ha sido frenético, no hace falta decir que debe quedar completamente claro cuándo se necesita una nueva legislación, y éste no ha sido el caso. Me gustaría disculparme", dijo.

La mandataria dirigió su disculpa, además, a los criadores de visones, a los que trasladó que está dispuesta a participar en una investigación parlamentaria para saber cómo mutó el virus.

La semana pasada el gobierno ordenó el sacrificio de entre 15 y 17 millones de visones después de que las autoridades sanitarias alertaran del hallazgo de la mutación, que podría poner en peligro el desarrollo de una vacuna.

Desde entonces, las autoridades del país han tenido que admitir que carecen del poder necesario para ordenar dicha acción dada la falta de respaldo legal. El gobierno sólo podría recomendar este tipo de medida para aquellas granjas que se encuentren fuera de un radio de unos 8 kilómetros de una granja infectada.

El gobierno pidió al Parlamento que apruebe cuanto antes una legislación que incluya a las granjas que se encuentran fuera de esta zona. Miembros de la oposición, entre ellos Jakob Ellemann Jensen, líder de los Liberales, ha criticado la decisión del gobierno.

A él se sumaron otros diputados, que han pedido además la dimisión del ministro de Alimentos, Mogens Jensen, que ha admitido no estar al corriente del vacío legal al respecto cuando dio la rueda de prensa.

Al menos 214 personas se han contagiado desde junio con diversas variantes de coronavirus. Las alertas se centran especialmente en cinco mutaciones vinculadas a los visones.

Más de