Internacional

El Estado Islámico se atribuye el atentado que dejó cinco muertos en Viena

El autodenominado Estado Islámico se atribuyó el atentado terrorista perpetrado este lunes en Viena, capital de Austria, que dejó la muerte de al menos cinco personas.
martes, 3 de noviembre de 2020

MADRID, Esp. (Europa Press).- El grupo yihadista Estado Islámico reclamó este martes la autoría del atentado perpetrado el lunes en Viena, capital de Austria, que se saldó con la muerte de al menos cinco personas y más de 20 heridos.

En un comunicado publicado por sus canales de propaganda, el grupo terrorista indicó que el ataque fue ejecutado "por un soldado del califato" y ha agregado que se saldó con "30 cruzados muertos y heridos".

Asimismo, identificó al atacante como Abú Dujana al Albani y precisó que el hombre empleó un arma automática, una pistola y un cuchillo para perpetrar el atentado.

El Ministerio del Interior austriaco indicó poco después que está analizando el comunicado para intentar verificar su autenticidad, algo que no puede hacer por el momento, según informó la agencia estatal austriaca de noticias, APA.

El titular de la cartera del Interior austriaca, Karl Nehammer, había señalado horas antes en rueda de prensa que el atacante murió tiroteado por las fuerzas de seguridad y detalló que era "un simpatizante de Estado Islámico".

Además, indicó que no hay señales que apunten a la participación de más personas en el atentado, pero las autoridades no pueden descartar esa hipótesis por el momento.

Las autoridades señalaron que el atacante fue identificado como Kujtim F., un joven de 20 años originario de Macedonia del Norte y que también tenía la nacionalidad austriaca.

El hombre fue condenado a finales de abril de 2019 por pertenecer a una organización terrorista tras haber sido detenido por tratar de viajar a Siria para unirse al autodenominado Estado Islámico y fue puesto en libertad condicional a principios de diciembre de ese año, según informó el diario 'Kronen'. De acuerdo con este periódico, Kujtim F. había jurado lealtad al nuevo líder de Estado Islámico poco antes de cometer el atentado.

Por su parte, la Policía de Suiza confirmó durante la jornada que dos personas fueron detenidas en la ciudad de Winterthur por su presunta relación con el atacante. Asimismo, resaltó que mantiene una coordinación "cercana" con las autoridades austriacas, según un comunicado publicado en su página web.

"El extremo sobre si hay una conexión entre los dos arrestados y el supuesto asesino es objeto de investigación", dijo, al tiempo que detalló que los detenidos son un joven de 18 años y otro de 24 y nacionalidad suiza.

A juicio de Nehammer, lo ocurrido con el responsable del ataque es una "falla del sistema".

"Hubo una liberación temprana de un hombre radicalizado", señaló, insistiendo en que "el perpetrador había logrado engañar al programa de desradicalización del poder judicial y lograr una liberación anticipada".

Por su parte, el canciller de Austria, Sebastian Kurz, condenó el atentado y ha hecho un llamamiento a la unidad de los austriacos frente al odio.

"Nunca permitiremos que este odio gane terreno", dijo. "Tenemos que ser conscientes de que esto no es un conflicto entre cristianos o musulmanes ni entre austriacos y migrantes", manifestó.

Los hechos se produjeron hacia las 20:00 horas locales, cuando se registraron varios disparos en el área de Seitenstettengasse, aunque hubo otros cinco puntos distintos de la capital afectados por el atentado, que en un primer momento se pensó que tenía como objetivo una sinagoga situada en la zona, si bien estaba cerrada en ese momento.

El Gobierno austriaco decretó tres días de luto nacional, durante los que las banderas ondearán a media asta, y se convocó un minuto de silencio para este mediodía. En los colegios, está previsto que el minuto de silencio se guarde el miércoles en el arranque de la jornada lectiva.

Comentarios