España

España legaliza la eutanasia y el suicidio asistido

De esta forma, España se suma a Holanda, Bélgica, Luxemburgo, y Canadá, países que regulan la eutanasia.
jueves, 18 de marzo de 2021

MADRID (apro).- España dio un paso histórico al aprobar la ley que protege el derecho a una muerte digna. La mayoría del Congreso de los Diputados español aprobó de forma definitiva la ley orgánica de regulación y despenalización de la eutanasia.

La ley, que volvió del Senado después de que se incorporaran varias enmiendas de carácter técnico, fue ratificada por 202 votos a favor, 141 en contra y 2 abstenciones.

El conservador Partido Popular y la ultraderecha de Vox fueron los únicos grupos que rechazaron esta legislación, que contó con el apoyo de todo el arco parlamentario y que a nivel social ha sido tema de grandes debates, por los casos en que se requería una salida regulada y no existía.

De esta forma, España se suma a Holanda, Bélgica, Luxemburgo, y Canadá, países que regulan la eutanasia. En otros como Suiza, Alemania, Japón, y en algunos estados de Estados Unidos y en Australia la eutanasia no es penalizada.

La norma, promovida por el Partido Socialista Obrero Español (PSOE), actualmente en el poder, entrará en vigor en junio próximo, cuando pasen tres meses de la publicación de esta ley en el Boletín Oficial del Estado (BOE).

La persona que solicite la eutanasia debe “sufrir una enfermedad grave e incurable o un padecimiento grave, crónico y imposibilitante” que le cause un “sufrimiento intolerable”.

Esta legislación, a la que pueden recurrir españoles y residentes en España que así lo soliciten, contempla la eutanasia, es decir, la “administración directa al paciente de una sustancia por parte del profesional sanitario competente”.

Asimismo, contempla el denominado suicidio medicamente asistido, que es “la prescripción o suministro al paciente por parte del profesional sanitario de una sustancia, de manera que este se la pueda auto administrar, para causar su propia muerte”.

A la hora de intervenir, los portavoces de los partidos recordaron desde la tribuna a las asociaciones que han defendido desde hace años el derecho a la muerte digna, las que han concientizado a la clase política sobre la necesidad de legislar.

Desde la tribuna se recordó a Ramón San Pedro (en cuyo caso se basó la película Mar Adentro, dirigida por Alejandro Amenábar, y protagonizada por Javier Bardem), María José Carrasco y su marido Ángel Hernández, quien ayudó a su esposa a morir y lo dejó registrado todo en video, y el caso del doctor Luis Montes.

Esta ley supone acabar con la criminalización que hasta ahora condenaba a las personas que elegían morir por su doloroso estado de salud.

“Morir, hasta el día de hoy es inevitable, morir mal debe dejar de serlo”, señaló la portavoz de Esquerra Republicana de Catalunya (ERC), Carolina Telechea.

El diputado José Andoni Aguirretxea, portavoz del Partido Nacionalista Vasco (PNV), señaló que “no hay nada mejor que vivir cuando se puede morir, pero no hay nada peor que no poder morir por no poder vivir”.

Rosa Medel, diputada de Unidas Podemos, consideró que “la eutanasia es el derecho a vivir hasta cuando uno quiera y, por supuesto, en la medida de lo posible”.

Recordó que una encuesta de Metroscopía de 2019 arrojó que el 87% de la población española está a favor de este derecho a que la sanidad pública ayude a morir con dignidad.

Tanto el PP como Vox, las corrientes más escoradas a la derecha, se opusieron argumentando que esta ley “obliga” a las personas a tener “una muerte indigna”. Han avanzado que recurrirán esta ley ante el Tribunal Constitucional.

La ministra de Sanidad, Carolina Darias, consideró que “es un día importante porque avanzamos en el reconocimiento de los derechos, en una sociedad más humana y más justa”.

La legislación contempla un mecanismo muy garantista, en el que es la persona afectada por alguna enfermedad muy grave, la que solicite en dos ocasiones en un plazo de 15 días, debe tener una valoración médica, que le puede proponer otras opciones de cuidados paliativos, por ejemplo.

Posteriormente, el informe debe pasar por una comisión autonómica, la cual dispondrá de otras dos opiniones médicas independientes.

Para una aprobación de una muerte digna debe contar con al menos dos valoraciones médicas ajenas al caso, y la comisión podrá aceptar o rechazar éstas.

Los familiares de personas que han demandado modificaciones en la ley para tener derecho a la eutanasia, presentaron al Congreso de los Diputados un millón de firmas recogidas en una campaña hace un año en la plataforma Change.org, para respaldar la iniciativa de los socialistas.

 

Más de

Comentarios