Francia

Francia exige certificado covid para bares, cines, tiendas, viajes... y se dispara el registro para la vacuna

El presidente Emmanuel Macron dio a conocer que, a partir de agosto, cualquier persona que quiera salir a comer o beber, tomar un tren de larga distancia o hacer compras en un centro comercial, deberá mostrar una prueba de vacunación o un resultado negativo de la prueba de coronavirus.
martes, 13 de julio de 2021

CIUDAD DE MÉXICO (apro). – Después de que el presidente de Francia, Emmanuel Macron, anunció que se exigirá el certificado de inmunización o una prueba negativa de covid-19 para acceder a bares, restaurantes, cines o viajar en trenes y aviones, alrededor de 500 mil franceses se han registrado para vacunarse contra covid-19.

“Registramos 20 mil citas por minuto, un récord absoluto desde el inicio de la campaña y ha continuado durante la noche y esta mañana”, afirmó el director de Doctolib, Stanislas Niox-Chateau a la cadena BFM, citado por AFP.

Añadió que un total de 926 mil personas hicieron cita el lunes por la noche, de las cuales 65% son menores de 35 años.

Ese lunes, Macron anunció que, a partir de agosto, cualquier persona que quiera salir a comer o beber, tomar un tren de larga distancia o hacer compras en un centro comercial, deberá mostrar una prueba de vacunación o un resultado negativo de la prueba covid-19.

“Emmanuel Macron anunció en Francia un plan para frenar la variante Delta. Para acceder a restaurantes, bares y eventos públicos va a haber que exhibir el certificado de vacunación o el test hisopado negativo. El personal médico no vacunado no va a poder trabajar”.

“El objetivo del gobierno es reconocer el civismo de los vacunados e imponer restricciones a los no vacunados y no a todos”, señaló Macron.

También será necesario para asistir a un festival, teatro o cine desde la semana próxima. “Eso significa miles de vidas salvadas”, indicó.

Asimismo, anunció la vacunación obligatoria para el personal de salud, los trabajadores de residencias de ancianos y otras personas que trabajen con personas vulnerables desde septiembre.

Los que incumplan “no podrán trabajar ni serán pagados”, comentó el ministro de Salud, Olivier Véran.

“Ayer Macron fijó que a partir de septiembre no se puede entrar más en los bares sin vacuna y en 10 horas se anotaron 1.3 millones para la vacunación. Los principios del pueblo francés”, reflexionó un usuario.

 

Comentarios