Justin Trudeau

Trudeau, bajo presión durante el último debate televisado de cara a las elecciones del 20 de septiembre

Durante el evento, su principal rival político, el conservador Erin O'Toole, criticó la decisión del Gobierno de convocar las elecciones de forma anticipada a pesar de la crisis provocada por la salida de las tropas extranjeras de Afganistán.
viernes, 10 de septiembre de 2021

OTTAWA (DPA/EP).- El primer ministro de Canadá, Justin Trudeau, fue  duramente presionado durante el último debate televisado de cara a las elecciones parlamentarias previstas para el próximo 20 de septiembre.

Durante el evento, su principal rival político, el conservador Erin O'Toole, criticó la decisión del Gobierno de convocar las elecciones de forma anticipada a pesar de la crisis provocada por la salida de las tropas extranjeras de Afganistán. Para él, no se trata del mejor momento, especialmente debido a la pandemia de coronavirus.

"Has convocado una elección, así que has puesto tus intereses políticos por delante del bienestar de miles de personas. El liderazgo va de poner a los demás por delante, no a uno mismo", manifestó.

Por su parte, el líder del Nuevo Partido Democrático, Jagmeet Singh, se mostró de acuerdo. Trudeau, sin embargo, defendió su política sobre Afganistán y alabó el papel de las fuerzas de seguridad canadienses a la hora de evacuar a miles de personas de Kabul.

Al igual que en otros países de la OTAN, la salida de las tropas de Afganistán ha provocado numerosas críticas. El 20 de septiembre, unos 38 millones de personas acudirán a las urnas para elegir al nuevo gobierno canadiense.

Trudeau, que lleva al frente del país desde 2015 y lidera un gobierno en minoría desde 2019, convocó las elecciones hace semanas. Voces críticas lo acusan de convocar los comicios de manera innecesaria.

Según las encuestas de intención de voto, O'Toole figura como candidato favorito, si bien el Partido Liberal de Trudeau se haría con más escaños debido a la distribución de los 338 distritos electorales del país.

Esto implica que una decena de distritos serán decisivos para la contienda. En las elecciones de 2019, los liberales se hicieron con 157 escaños frente a los 121 obtenidos por el Partido Conservador.

Comentarios