Venezuela

ONU: Sanciones contra Venezuela no deben ser excusa para violación de derechos humanos

La Misión de expertos de la ONU presentó al Consejo de Derechos Humanos un informe que sostiene que políticos venezolanos de alto nivel han ejercido influencia significativa en el sistema judicial con el fin de reprimir, encarcelar, enjuiciar a opositores reales o percibidos como tales.
martes, 28 de septiembre de 2021

GINEBRA (apro).- El respeto, promoción y goce de derechos humanos no deben estar condicionados a la situación económica de un país y las sanciones económicas no deben ser una excusa para perpetrar graves violaciones de derechos humanos, afirmó Francisco Cox miembro de la Misión Internacional Independiente de la Determinación de Hechos de la ONU sobre Venezuela.

“La tortura, las detenciones arbitrarias, las ejecuciones extrajudiciales y la desaparición de personas no tiene que ver con la situación económica de un país’’, dijo Cox a Proceso luego de que la Misión de Determinación de Hechos de la ONU sobre Venezuela presentara su informe en el Consejo de Derechos Humanos que sesiona en Ginebra.

"Se puede dejar de torturar a las personas, se puede de ejecutar extrajudicialmente a las personas, se puede dejar de desaparecer a las personas y se puede dejar de usar evidencia obtenida bajo tortura sin tener plata’’, remarcó el experto.

La Misión de expertos de la ONU presentó al Consejo de Derechos Humanos un informe que sostiene que políticos venezolanos de alto nivel han ejercido influencia significativa en el sistema judicial con el fin de reprimir, encarcelar, enjuiciar a opositores reales o percibidos como tales.

El informe detalla cómo “las deficiencias del sistema de justicia han ido de la mano de un patrón de graves violaciones de derechos humanos y crímenes de derecho internacional en el contexto de una política de Estado para silenciar, desalentar y sofocar la oposición al gobierno desde 2014’’.

El documento revela “las recurrentes violaciones al debido proceso en Venezuela, un sistema de justicia carente de independencia, que ha perpetuado las graves violaciones de los derechos humanos contra opositoras y opositores al gobierno’’.

El año pasado la Misión presentó un informe en el que afirman tener “motivos razonables para creer que las autoridades y las fuerzas de seguridad venezolanas han planificado y ejecutado desde 2014 graves violaciones a los derechos humanos, algunas de las cuales – incluidas las ejecuciones arbitrarias y el uso sistemático de la tortura – constituyen crímenes de lesa humanidad”.

El informe sostiene que lejos de ser actos aislados, estos crímenes se coordinaron y cometieron de conformidad con las políticas del Estado, con el conocimiento o el apoyo directo de los comandantes y los altos funcionarios del gobierno”.

Los dos informes de la Misión de la ONU fueron rechazados de manera enfática por el gobierno de Caracas.

La reforma al poder judicial

Con respecto al diálogo entre el gobierno de Nicolás Maduro y la oposición representada en la Plataforma Unitaria, consideró que “ lo importante es que las partes tomen en consideración los dos informes que hemos publicado y vean la situación que nosotros hemos reportado y hemos documentado y ver entonces que cualquier negociación necesariamente tiene que pasar por una mejora de la situación de derechos humanos y una reforma de la mejora del poder judicial, una reforma de las fuerzas de seguridad y de la policía’’.

“Nos alegramos que sí se va a abordar el tema de la reforma al poder judicial, me parece que eso sí es muy importante’’, dijo el experto chileno entrevistado en Ginebra horas antes a que diera inicio la tercera ronda negociadora en la Ciudad de México.

Sin embargo, a pesar de las expectativas del experto de la ONU, la tercera ronda del diálogo auspiciado por Noruega concluyó sin avances concretos, sin mencionar la reforma al sistema judicial venezolano como se tenía contemplado entre las partes y sin anunciar una nueva fecha para el próximo encuentro. En el comunicado final de esta ronda dado a conocer por  el representante del equipo noruego Dag Nylander, no se menciona si se abordó el tema de la impartición de justicia en Venezuela.

Finalmente, Cox volvió a hacer un llamado a Nicolás Maduro para que autorice la entrada al territorio venezolano a los miembros de la Misión de Determinación de Hechos, sin embargo, a pesar de que no han podido entrar al país “eso no ha sido de ninguna manera un obstáculo infranqueable para poder documentar las graves violaciones de derechos humanos, incluso crímenes de lesa humanidad que se están cometiendo en Venezuela’’.

Comentarios