Internacional

Dan 7.6 años de prisión a franquista que propuso asesinar al presidente de España

El fallo que llevó a prisión al vigilante de seguridad de 65 años y nostálgico de la dictadura franquista, destaca que terminaría tras las rejas por su “fijación inquebrantable” y su “voluntad de dar fin a la vida” del mandatario español.
martes, 12 de abril de 2022 · 09:35

MADRID (apro).— La Audiencia Nacional condenó a siete años y seis meses de cárcel al ultraderechista Manuel Murillo, el hombre que propuso asesinar al presidente del gobierno de España, Pedro Sánchez, “para producir un cambio en la situación política española”.

El fallo que llevó a prisión al vigilante de seguridad de 65 años y nostálgico de la dictadura franquista, destaca que terminaría tras las rejas por su “fijación inquebrantable” y su “voluntad de dar fin a la vida” del mandatario español.

La sección cuarta de la Sala Penal impuso a Murillo dos años y seis meses por un delito de homicidio en grado de proposición y cinco años de prisión por depósito de armas de guerra, por el arsenal de armas largas y pistolas que le fue incautado. Además, lo condena a ocho años de privación del derecho a la tenencia y porte de armas.

El relato de hechos de la sentencia explica que el sentenciado Manuel Murillo participaba en un grupo de WhatsApp denominado “Terrasa por España”, en el que a partir de junio de 2018 publicó mensajes en los que mostraba su absoluto desacuerdo con la exhumación de los restos morales del dictador Francisco Franco del mausoleo del Valle de los Caídos, cuyos trámites entonces habían sido iniciados por el gobierno de España.

Durante esos meses y hasta su detención en septiembre de 2018 expresó en distintos mensajes en dicho foro y privadamente, su intención de acabar con el presidente del gobierno, Pedro Sánchez.

El condenado, señala el tribunal, “fue interiorizando que la solución para producir un cambio en la situación política española pasaba por causar la muerte del presidente del gobierno, para lo que se empeñó en requerir ayuda para llevarlo a cabo”.

Aparte de las manifestaciones vertidas por Murillo en redes sociales, se detalla las armas que le fueron incautadas, que son 13 reglamentarias y 7 prohibidas, entre ellas un arma de guerra, un fusil CETME y que reconoció son suyas durante el juicio.

El tribunal ha valorado este arsenal de armas como circunstancia de alta peligrosidad del causado.

La Sala señala la dificultad que debe representar “atentar contra la vida del presidente del Gobierno, lo que haría pensar que la ideación del acusado estaría próxima al descabellado y por ende ante una propuesta no creíble ni en consecuencia factible”.

También precisa que no había un plan definitivamente urdido, tramado y menos aún concluido. Sin embargo, añade que acontece “una circunstancia que es indicativa de la alta peligrosidad que supone la determinación adoptada por Manuel Murillo Sánchez, cual es, el arsenal de armas intervenidas al mismo entre las que se encontraron en su domicilio y en el vehículo, no obviando que su afición desde hacía muchos años atrás es el tiro, yendo continuamente a un club a practicar”.

Comentarios