El reparador

lunes, 7 de abril de 2008
Sexto Piso
Resistir ( Proceso 1640 / 6 de abril de 2008) Bernard Malamud (1914-1986) nació en Brooklyn, Nueva York, hijo de migrantes rusos judíos La primera novela que publicó en 1952, El natural, fue llevada al cine con el título de El mejor (1984), con dirección de Barry Levinson, y con Robert Redford y Glenn Close como protagonistas Después dio a conocer El asistente (1957) y la colección de cuentos El barril mágico (1958), considerada como un texto clásico de la literatura estadunidense En 1966 editó la novela El reparador (Ed Sexto Piso; Madrid, 2007 327 pp) con la que obtuvo el Nacional Book Award y el Pulitzer Prize Otros destacados libros suyos fueron El sombrero de Rembrandt (cuentos, 1974) y La gracia de Dios (novela, 1983) El reparador trata sobre la vida de Yakob Bok, un judío que, después de ser abandonado por la esposa, decide dejar su pueblo para irse a la ciudad de Kiev Ahí busca iniciar una nueva vida y se hace pasar por un campesino ruso Cierto día ayuda a un antisemita ebrio y en agradecimiento éste le ofrece un trabajo Yakob lo desempeña con responsabilidad hasta que aparece un niño asesinado y lo señalan como culpable En la pesquisa la policía descubre su identidad como judío, lo que provoca el odio y la condena de la sociedad y las autoridades A partir de ese momento se inicia el calvario de Yakob, quien sufrirá encierro, torturas y múltiples vejaciones No obstante, resistirá porque se sabe inocente Para Malamud la denominación de judío ha sido utilizada para anular Los hebreos fueron históricamente condenados por ser los responsables de la muerte de Jesucristo, así como todos aquellos que asumen esa religión La reprobación los pone en una situación de falta, y a quienes no lo son, en condición de prepotencia La prominencia les da a éstos el derecho de condenar, y lo hacen sin ninguna consideración racional o ética La manera de censurar es colocar a los otros como enemigos y calificarlos de impuros o judíos El hecho los invalida como seres humanos La anulación permite tratarlos como cosas que se pueden medir, evaluar, regular y, con la menor excusa, condenar, expulsar, encarcelar o ultrajar Esa es la justicia dominante y su proceder contra los infortunados Ante esto la única actitud posible es denunciar la arbitrariedad y soportar para terminar con la injusticia Dice un de los personajes a Yakob: "Resiste y? piensa que el fin de la libertad es ganarla para otros" El reparador es una buena novela, aunque se nota el paso del tiempo en la rigidez y redundancia de los sucesos narrados, pero mantiene su vigencia por la fuerte acusación de la moral reinante l

Comentarios

Otras Noticias