Tlatelolco 68: Gutiérrez Oropeza es llamado a comparecer

martes, 29 de octubre de 2002
México D F (apro)- El general brigadier Luis Gutiérrez Oropeza, jefe del Estado Mayor Presidencial durante la matanza de Tlatelolco, será llamado a comparecer en calidad de indiciado el viernes próximo ante la Fiscalía Especial para la investigación delitos del pasado que encabeza Ignacio Carrillo Prieto Por primera vez desde que iniciaron las indagaciones sobre la masacre del 68 y los asesinatos de la guerra sucia de los 70, será llamado a declarar un alto miembro del Ejército quien ha sido señalado de manera reiterada por exdirigentes del movimiento estudiantil como uno de los responsables directos de la matanza del 2 de octubre del 68 en la Plaza de las Tres Culturas Desde 1998 el general Gutiérrez Oropeza fue acusado directamente por los exdirigentes del Consejo Nacional de Huelga como uno de los autores de la represión estudiantil “Venimos a presentar formal denuncia por el delito de genocidio, privación ilegal de la libertad y abuso de autoridad contra las siguientes personas: Gustavo Díaz Ordaz (presidente de la República); Luis Echeverría Alvarez (secretario de Gobernación); el general Marcelino García Barragán (secretario de la Defensa Nacional); Fernando Gutiérrez Barrios (titular de la Dirección Federal de Seguridad de Gobernación); Luis Gutiérrez Oropeza, jefe del estado Mayor Presidencial; Alfonso Corona del Rosal, jefe del Departamento del Distrito Federal; Julio Sánchez Vargas, procurador general de la República; y Gilberto Torres, procurador general del Distrito Federal”, dijeron entonces los abogados Emilio Krieger y Luis Javier Garrido, al presentar la denuncia ante la PGR desde hace seis años Además de las acusaciones de los exdirigentes estudiantiles, hay testimonios directos que le imputan haber participado en la masacre del 2 de octubre, entre ellas la del general García Barragán, secretario de la Defensa Nacional en el 68 De acuerdo con el testimonio del general García Barragán, “surgieron francotiradores de la población civil que acribillaron al Ejército y manifestantes A éstos se sumaron oficiales del Estado Mayor Presidencial que una semana antes, como lo constatamos después, habían alquilado departamentos de los edificios que circundan a la Plaza de las Tres Culturas y que, de igual manera, dispararon al Ejército que a la Población en general” (Parte de Guerra, de Julio Scherer y Carlos Monsiváis, pp236) En otra parte del mismo libro que compila los archivos del general García Barragán, entregados por Javier García Paniagua al periodista Julio Scherer, se testimonia la responsabilidad del general Gutiérrez Oropeza En una especie de auto entrevista periodística a la que el mismo general García Barragán se sometió, señala La respuesta a la pregunta 5, inciso "d", ofrece la clave de Tlatelolco 68: "¿Existió predisposición en contra del gobierno por parte de algunos sectores de la población del conjunto habitacional de Tlatelolco? "Sí, los habitantes de Tlatelolco estaban predispuestos contra el gobierno, en primer lugar por las repetidas veces que terroristas habían ametrallado la Vocacional 7, poniendo en peligro la vida de los habitantes de dicha unidad "Esos terroristas eran oficiales del Estado Mayor Presidencial" Continúa García Barragán: "Como consecuencia de esta animadversión hacia el Ejército, la tarde del 2 de octubre, al presentarse el Ejército a darle apoyo a la Policía Preventiva, surgieron francotiradores de la población que acribillaron al Ejército y a los manifestantes A éstos se sumaron oficiales del Estado Mayor Presidencial que una semana antes, como lo constatamos después, habían alquilado departamentos de los edificios que circundan a la Plaza de las Tres Culturas y que, de igual manera, dispararon al Ejército que a la población en general" García Barragán agrega Permítanme enterarlos de lo siguiente: "Entre 7 y 8 de la noche el general Crisóforo Mazón Pineda me pidió autorización para registrar los departamentos, desde donde todavía los francotiradores hacían fuego a las tropas Se les autorizó el cateo Habían transcurrido unos 15 minutos cuando recibí un llamado telefónico del General Oropeza, jefe del Estado Mayor Presidencial, quien me dijo: 'Mi General, yo establecí oficiales armados con metralletas para que dispararan contra los estudiantes, todos alcanzaron a salir de donde estaban, sólo quedan dos que no pudieron hacerlo, están vestidos de paisanos, temo por sus vidas ¿No quiere usted ordenar que se les respete?'" En el mismo libro Parte de Guerra, se indica: En otro documento, un texto escrito el 1 de enero de 1978 bajo el título La verdad para la historia y dirigido a su hijo Javier García Paniagua, García Barragán confirma: "Has de recordar que el 2 de octubre de 1968, en el tiroteo de Tlatelolco, el Gral Luis Gutiérrez Oropeza, JEMP, mandó apostar, en los diferentes edificios que daban a la Plaza de las Tres Culturas, 10 oficiales armados con metralletas, con órdenes de disparar sobre la multitud ahí reunida y que fueron los actores de algunas bajas entre gente del pueblo y soldados del Ejército Todos pudieron salirse de sus escondites, menos un teniente que fue hecho prisionero por el Gral Mazón Pineda, quien me informó por teléfono de esto que estoy relatando y que el oficial prisionero le había informado al citado General Mazón Pineda Esto mismo me lo confirmó el general (Gutiérrez) Oropeza en conferencia telefónica, diciéndome: 'Mi general, de orden superior envié 10 oficiales del EMP armados con metralletas para apoyar la acción del Ejército contra los estudiantes revoltosos Cuando el Ejército entró en los edificios, ordené que cuanto antes regresaran a sus puestos, concentrándose, pero un teniente no pudo salir y lo tiene preso el Gral Mazón Pineda ¿Quiere usted ordenar que lo pongan en libertad?' Contestación mía: '¿Por qué no me informaste de esos oficiales a los que te refieres?' Gral Gutiérrez Oropeza: 'Porque así fueron las órdenes, mi general'" El general retirado, en una entrevista publicada en La Jornada el 26 de septiembre de 1998 negó toda responsabilidad suya y del entonces presidente Gustavo Díaz Ordaz “Los únicos culpables de los hechos sucedidos a diez días de la inauguración de las Olimpiadas México 68, fueron los que pagaron y se beneficiaron del movimiento, entre los que destacan Rusia, vía Cuba, así como Estados Unidos” Este viernes, cuatro años después de las declaraciones periodísticas, el general podrá decir nuevamente su verdad, pero ahora ante la fiscalía judicial encargada de investigar los crímenes del pasado La ultima vez que apareció públicamente el octagenario militar fue el 15 de julio pasado, cuando asistió al 23 aniversario luctuoso de Díaz Ordaz, acto del cual fue retirado casi en vilo por sus guardaespaldas, sin responder a la preguntas de los reporteros acerca de su eventual disposición a comparecer ante la fiscalía especial de Carrillo Prieto

Comentarios