Morelia a su segunda final

domingo, 15 de diciembre de 2002
Ve el especial de la liguilla El Morelia tenía asegurado su pase a la final del Torneo de Apertura 2002 desde media semana La contundencia mostraba el pasado jueves en el estadio Morelos (4-0) establecieron la ventaja Así que en el juego de vuelta, en el estadio Olímpico de Ciudad Universitaria, se contentó con disputar el encuentro Al final, el triunfo le correspondió al equipo local, 2-1, insuficiente para preocupar la cómoda posición del equipo visitante en el marcador global (5-2), que a partir de este miércoles disputará la final por segunda ocasión en su historia Su rival será, coincidentemente el Toluca, al que le arrebató el título en el Torneo de Invierno 2000 bajo la batuta de Luis Fernando Tena El segundo partido, el que definirá la corona del Torneo de Apertura 2002, tendrà lugar en el Nemesio Diez, en la ex Bombonera, el siguiente sábado, Esta tarde en el semipoblado estadio Olímpico de Ciudad Universitaria, la meta del Morelia parecía el empate, y lo aguantó hasta que pudo, o hasta que los Pumas acertaron el primero, obra del uruguayo Rodrigo Lemos, quien recogió un rechace fuera del área del portero Muñoz para enviar un remate bombeado que superó al guardameta, pese a que todavía alcanzó a tocar el esférico en el minuto 30 Pero 8 minutos después vino un tiro de esquina por la punta izquierda Darío Franco, el argentino naturalizado mexicano, remató a bocajarro En un intento por rechazar el balón de su área se estorbaron el defensa Trujillo y el portero Rangel La pelota llegó franca a los pies de Adolfo Bautista, cuyo disparo penetró a media altura la cueva felina Era el gol que enfilaba al Morelia a la gran final, no obstante que al 44 los Pumas marcaron el segundo tanto, gracias a su goleador uruguayo “la Bola” González, quien desvió un remate de “el Gonzo” González, cuando el Morelia insistía en jugar con sus líneas en el fondo de su àrea El joven Fonseca, uno de los movimientos ordenados esta tarde por Hugo Sánchez, se ganó la tarjeta roja al minuto 58, por doble tarjeta amarilla El adversario aprovechó la situación para sobrellevar las acciones, mientras la veintena de seguidores del Morelia abandonaron el inmueble a falta de 10 minutos para el desenlace, por cuestiones de seguridad En tanto, los aficionados pumas, altivos y dignos, despidieron entre cánticos y baile Así cayeron, envueltos en su imagen, apelando a la vergüenza en una tarde de frustraciones y de poco futbol

Comentarios