Reformar el Ejército y sujetarlo al poder civil, reto de Fox: Gallardo

miércoles, 20 de febrero de 2002
México, D F- Uno de los retos más grandes que debe afrontar el presidente Vicente Fox es el de reformar a fondo el Ejército para lograr sujetarlo al poder civil, pues hasta ahora siempre se ha negado a dar cuenta de sus actos De no lograrse esta reforma, señaló el general Francisco Gallardo, la tarea de democratizar el país no estará completa La inclusión de un "ombudsman" al interior de las Fuerzas Armadas no es suficiente, agregó El Ejército mexicano requiere de una reforma a fondo, que permita salvar a la institución del descrédito en que ha caído El rendir cuentas, afirmó el militar, no puede ser dañino para la institución "Esto no trastoca para nada la disciplina militar Sé que muchos miembros del Ejército, incluso los altos mandos, están convencidos de que es necesaria una reforma profunda, pero debido a las inercias o a las presiones que ejercen algunos militares retirados, no las realizan" En este sentido, el número 1319 de Proceso presenta un reportaje relativo al excesivo número de generales que hay dentro del Ejército mexicano Según cifras obtenidas por el semanario, en el país habría 585 generales, alrededor de 200 más de los que hay en las fuerzas armadas de Estados Unidos Esta "sobrepoblación" de generales, según se apunta, sólo puede explicarse como una concesión del Estado al poder del Ejército En conferencia de prensa con motivo del Día del Ejército, el general Gallardo afirmó que la reforma al interior del Ejército mexicano debe de ir más allá de un simple cambio de leyes y reglamentos Señaló que dicha reforma deberá incluir la derogación del "fuero de guerra" y la creación de un ombudsman militar, pues en la actualidad la existencia de uno y la carencia del otro favorecen la impunidad y los abusos Fue precisamente su propuesta de crear un ombudsman militar la que le costó la cárcel y la acusación de querer "difamar al Ejército" Pero la creación de dicha figura no le parece al general suficiente para erradicar los abusos y violaciones a los derechos humanos que, según ha dicho, son usuales dentro del Ejército También hay que reformar los criterios judiciales con que operan los tribunales militares, apuntó Se requiere, dijo, de una reforma que permita desarrollar un sistema más congruente con los valores jurídicos propios del Estado de derecho y las instituciones democráticas Asimismo, subrayó que una reforma al interior del Ejército mexicano debe tener entre sus objetivos la transparencia de las fuerzas armadas, al igual que la justicia militar Se trata, destacó, que el instituto armado responda directamente a las autoridades civiles y que deje de tener jurisdicción sobre casos de violaciones a los derechos humanos, como por ejemplo ejecuciones extrajudiciales, torturas y desapariciones forzadas de personas Según el general Gallardo, la justicia militar es una fuente inagotable de abusos e impunidad Aseguró que una reforma del instituto armado va más allá del problema que se haya dado a partir de su detención, proceso y reclusión Y precisó que el Ejército mexicano se maneja como una entidad autónoma que no da cuenta de sus actos y no responde al poder civil, cuando es éste el que lo sostiene y mantiene Sin duda, puntualizó, este será uno de los desafíos más importantes que tendrá que abordar el gobierno del presidente Vicente Fox como parte de su tarea de democratización, desarrollo y afianzamiento del Estado mexicano Por ello, pidió al primer mandatario que organice un foro de discusión con diversos actores políticos y sociales para analizar la reforma del Ejército No obstante tales señalamientos, el secretario de la Defensa Nacional, Ricardo Vega García, también con motivo del Día del Ejército, anotó que el poder militar "siempre" ha estado sujeto al poder civil Pero lo cierto es que las Fuerzas Armadas son la única institución que cuenta con un sistema de justicia propio, del cual no dan cuenta al poder judicial civil Y, dado que existe un sistema judicial propio, Gallardo propone que también se tenga un ombudsman o vigilante de los derechos humanos propio del ámbito militar 19/02/02

Comentarios