Análisis político: El pervertido PAN de Guanajuato

viernes, 8 de febrero de 2002
México, D F (apro)- En Guanajuato, la matriz de Vicente Fox, la pandilla que se ha apoderado del PAN ha desecho los postulados de los fundadores de este partido y ha hecho suyas las peores lacras del régimen priista, al que sustituyó a nivel estatal a raíz del arreglo cupular, en 1991, con Carlos Salinas Mientras está en curso el proceso de renovación de la presidencia nacional del PAN, que enfrenta a dos guanajuatenses --uno de ellos, Luis Felipe Bravo Mena, desarraigado-- y cuya decisión corresponderá a un grupo de 279 consejeros nacionales, en Guanajuato la cúpula de ese partido efectúa una purga contra militantes que han denunciado el incubamiento y la gestación de vicios contrapuestos a los ideales panistas La cacería --no puede llamársele de otro modo-- inició a raíz de que se efectuó, en 1999, la convención para elegir al candidato panista a gobernador, en la que se reprodujeron prácticas fraudulentas para imponer a Juan Carlos Romero Hicks, quien al cabo de un año de gestión ha mostrado una incompetencia superlativa Y no podía ser de otro modo El plan de quienes están ahora adueñados del PAN, una pandilla de ultraderecha conocida como El Yunque --cuya proyección tiene alcance nacional--, es mantener la hegemonía en el gobierno del estado, una vez que ya la tenían en el partido Romero es un adorno, mientras que el poder real lo tiene el secretario de Gobierno, Juan Manuel Oliva, integrante de la misma cofrade ultraconservadora, desde donde busca catapultarse para ser el sucesor Por eso en 1999 El Yunque recurrió a todo --acarreo, compra y coacción de voto, desvío de recursos públicos, amenazas, tal como fue documentado en su momento-- y aplastó al adversario de Romero Hicks, el exalcalde de León, Eliseo Martínez, a quien expulsaron el viernes 1 de febrero Con el fallo de la Comisión de Orden, dominada por los incondicionales de la ultraderecha --Oliva y Gerardo de los Cobos, presidente estatal del PAN--, de expulsar a Martínez, se le inhabilita para buscar una candidatura, sobre todo para gobernador, en el 2005 Pero Eliseo Martínez no es el único caso en esta cacería perversa instrumentada por los "cuates" --como se hacen llamar los miembros de la Organización Nacional de El Yunque--, también han sido suspendidos, por un año 3 meses, el exdiputado federal Alberto Cifuentes y Ricardo Sheffield, actual diputado federal, y está en curso otra, la de Ricardo Ontiveros La jugada es inhabilitarlos para que no puedan participar en las convenciones para elegir candidatos que se celebrarán a principios del próximo año, y de esta manera sean miembros de la cofrade ultraconservadora los que mantengan el monopolio de las candidaturas, como en León, cuya apuesta es el diputado federal Ricardo Torres Origel, quien como coordinador de los diputados panistas locales quiso imponer una ley antiaborto Las sanciones que se les impusieron a estos panistas, que todavía pueden apelar ante en Consejo Nacional del PAN, obedecieron a que emitieron declaraciones que, según sus impugnadores, lesionaban al partido En realidad tuvieron el arrojo de expresar públicamente la escandalosa conducción del PAN en Guanajuato, cuyos dirigentes han optado por reproducir esquemas corporativistas y clientelares, como la creación de centrales obreras, campesinas, populares y magisteriales, contra los que ese partido se pronunció desde su nacimiento Las expresiones de los panistas sancionados --que han sido convalidadas por el Comité Ejecutivo Nacional que encabezan los también ultraconservadores Bravo Mena y Jorge Ocejo-- envían el mensaje a otros panistas que no coinciden con el grupo hegemónico para que mejor guarden silencio Ciertamente los partidos, en este caso el PAN, están en su derecho de establecer las normas para guardar la disciplina interna, pero no hay que olvidar que son, de acuerdo con la Constitución, entidades de interés público y por tanto sujetos al escrutinio de la sociedad Más aún, por sobre cualquier norma interna de los partidos, está la Constitución, que garantiza la libertad de expresión, que al parecer a los yunques les aterra Esta es la caricatura de democracia que ahora existe en el PAN de Guanajuato, convalidada hasta ahora por Vicente Fox, Bravo Mena y, también, Carlos Medina Plascencia Comentarios: delgado@procesocommx