EU puso precio a la Cumbre de Monterrey y el gobierno mexicano aceptó el trato: JR

lunes, 25 de marzo de 2002 · 01:00
La Habana, Cuba - Terminada la Cumbre de Monterrey, luego de la intempestiva retirada del presidente cubano, Fidel Castro, el Partido Comunista de ese país, a través del diario Juventud Rebelde (JR), se lanzó con todo contra el gobierno de Vicente Fox, a quien acusó de haber tramado acciones sucias contra Cuba y de haberse puesto a disposición del "gendarme mundial", Estados Unidos En su editorial de la edición del domingo, Juventud Rebelde apunta que en el presente gobierno de México se han dejado de lado los principios tradicionales de independencia en política exterior, algo de lo que pudieron "preciarse", al menos, los anteriores gobiernos priistas Fox, dice, "no sólo le acaba de dar la espalda a su pueblo, sino a su historia" Agrega que "la Cumbre de Monterrey quedará en los anales de este siglo como lugar de obediencia al gendarme mundial, a un amo que desdeña a los mexicanos, que los condena a muerte en la frontera o les asigna trabajo sucio, en la vida doméstica y en la política exterior, como estamos viendo" Estados Unidos, dice, siempre exige obediencia, pero esa obediencia siempre la paga con el desprecio Y acusó directamente: "Estados Unidos puso precio a la Cumbre de Monterrey y el gobierno mexicano aceptó el trato La moneda de cambio era Fidel" Apunta que en Cuba supieron muy bien que algo andaba mal entre Castro y Fox cuando vieron al comandante subir a la tribuna vestido de uniforme de diario, en lugar de civil "Desde que lo vimos subir al estrado en traje de campaña, sabíamos que había pelea Hay palabras que no necesitan ser dichas para saber qué está pasando "Ya nos hemos acostumbrado a los códigos, a esas señales que indican que con la dignidad de este país no se juega Ver a Fidel en un evento internacional, vestido de verde olivo y sacando del bolsillo, junto al corazón y de un tironazo enérgico, aquel papelito en el que se decía mucho con pocas frases esenciales, fue suficiente para entender que algo sucio se había tramado contra Cuba" Sin embargo, el presidente Vicente Fox negó, en entrevista con el diario mexicano Milenio, que Estados Unidos hubiera presionado a su gobierno para no aceptar a Castro en la Cumbre de Monterrey "A mí lo sucedido me sorprendió muchísimo, porque Castro me mandó una carta de última hora, absolutamente de última hora, me llegó el día anterior al inicio de la conferencia por la noche, anunciándome que venía" Agregó que en dicha carta el presidente cubano le anticipaba que se quedaría muy poco tiempo y que él entendió que haría su presentación y se iría, tal como sucedió Asimismo, aseguró que de parte de Estados Unidos no existe injerencia alguna en la soberanía del país Y agregó que de haber existido presiones por parte de George Bush, él no las hubiera aceptado24/03/02