Los absurdos y presiones en el caso Ochoa

martes, 5 de marzo de 2002
Jalapa, Ver (apro)- Para los familiares de Digna Ochoa y Plácido, posiblemente las investigaciones que la Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal (PGJDF) realiza sobre el crimen de la defensora de derechos humanos, perpetrado el 19 de octubre pasado, tocaron intereses muy fuertes de algún sector poderoso, y por eso ahora el titular de esa dependencia, Bernardo Bátiz, "dice que podría tratarse hasta de una auto-inmolación" El que habla es Jesús Ochoa, hermano mayor de Digna, quien manifiesta su total desacuerdo con la versión del titular de la PGJDF, difundida el fin de semana, donde menciona que hasta el momento no hay nadie a quién perseguir, y explica que hay varias líneas de investigación, que van desde el "crimen de Estado", un "homicidio cometido por paramilitares o militares", hasta "la autoinmolación" y "problemas personales" Esto es totalmente absurdo, subraya molesto, "porque un muerto no se coloca el arma debajo de las piernas" Tras el crimen de Digna, ocurrido en el interior de sus oficinas privadas, refiere, "su cuerpo fue encontrado de bruces sobre el escritorio, y en uno de sus brazos colgaba un abrigo, lo que indica que después de su muerte la colocaron en una posición estratégica" Ante ello, subrayó que es necesario que Bátiz explique públicamente el porqué esa línea de investigación sigue latente Y recordó que todas las pruebas periciales que le hicieron a Digna Ochoa en el lugar del crimen, y así obra en autos, afirmó, "resultaron totalmente negativas, en el sentido de que ella hubiera disparado el arma" Hasta hoy las pesquisas de este crimen se han acumulado en 13 volúmenes y los resultados están estancados; sin embargo, insiste Jesús Ochoa, "ahora la PGJDF trata de desviar la atención, al aducir que Digna tal vez se suicidó" Es preocupante esta situación, dijo, "ya que posiblemente se toparon con intereses muy fuertes de algún sector del gobierno, y ahora quieren revertir los hechos" Esta situación se ha revertido incluso contra la propia familia Ochoa y Plácido, pues por ejemplo a finales de febrero arribó a Misantla un grupo de investigadores de la PGJDF, "quienes se introdujeron a la casa, colocaron grabadoras y equipo de video y, bajo presiones, intentaron interrogarnos exigiendo que teníamos que aportar todo lo que realmente conocíamos sobre Digna" Dentro de las pesquisas iniciadas desde un principio, aseguró, "hemos acudido ante el Ministerio Público y hemos aportado cuanto hemos tenido en conocimiento, incluso datos y materiales que encontramos en el departamento donde vivía Digna" La familia Ochoa y Plácido, subrayó, "somos los primeros interesados en que este caso se resuelva" Las autoridades federales y del Distrito Federal, aseveró, "pretenden resolver el caso por la presión nacional e internacional que hay" Tan sólo en estos días llegó a México una brigada integrada por representantes de ONG de 14 países europeos, que vinieron a conocer la situación de las investigaciones del caso, incluso la familia ya se entrevistó con ellos, mencionó Además, también se encuentra en México el investigador colombiano Pedro Díaz, quien cumple una decisión adoptada el 16 de noviembre, cuando la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) acordó la colaboración de un investigador especial extranjero para participar en este caso, con aval del gobierno federal y el del DF, dijo Consideró que tanto las autoridades federales como la PGJDF enfrentan muchas presiones, no sólo de índole internacional, sino también de grupos de poder, como podrían ser los militares, ya que hasta hoy la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) se sigue negando a colaborar "Esta es una línea de investigación que debe ser fortalecida", dijo A las intimidaciones que han enfrentado varios miembros de la familia Ochoa y Plácido, por lo que han tenido que solicitar medidas cautelares, se han sumado otros hechos a nivel local Por ejemplo, la extraña desaparición del expediente de Digna Ochoa en la Universidad Veracruzana (UV), donde estudió en la Facultad de Derecho en los ochenta, así como las múltiples copias de su acta de nacimiento gestionadas tanto en la Dirección General del Registro Civil del Estado como en el de Misantla, lugar donde nació en 1964 Cuando los familiares solicitaron copia de uno de los documentos de Digna Ochoa, refirió, "nos enteramos que el expediente había desaparecido" Es más, esta versión fue confirmada a los hermanos de la abogada veracruzana, Jesús, Ignacio y Juan José, cuando este lunes 4 de marzo, después de dos horas de espera, lograron entrevistarse con la secretaria académica de la Facultad de Derecho, Carolina Riveros García La rectoría de la UV, encabezada por Víctor Arredondo Alvarez, les comentó la funcionaria universitaria, solicitaría a los directivos de esa facultad el expediente de Digna Ochoa, pero la misma petición la hizo el gobierno de Miguel Alemán Velasco y la Secretaría de Gobernación, "por lo que se desconoce dónde quedó finalmente", refirió Jesús Ochoa, aunque el compromiso fue que en quince días tendrían información al respecto Los miembros de la familia Ochoa, apuntó, "quieren saber quién se llevó el expediente para hacer la denuncia pertinente", ya que si las investigaciones sobre este asesinato las está realizando la PGJDF, explicó, "nos preocupa que alguien que no está inmiscuido en las pesquisas se haya llevado esos documentos; ¿pues para qué los quieren?" Es el mismo caso de las actas de nacimiento, refirió, cuya solicitud de copias se han multiplicado De lo que se han podido enterar, mencionó, "es que fueron solicitadas en Misantla; obtuvimos copia del recibo expedido el 30 de noviembre pasado, pero de la del 4 de diciembre todavía no tenemos respuesta, pero sabemos que el mismo director del Registro Civil del Estado solicitó dicha acta vía telefónica" El próximo 7 de marzo, los hermanos de Digna Ochoa estarán en Washington, para asistir a la reunión de la CIDH de la UNESCO, donde se tratará este caso En ese encuentro, aprovecharán para exigir al titular de la PGJDF que explique por qué ha dicho que hay la posibilidad de que la defensora de derechos humanos se haya suicidado

Comentarios