Castro: La respuesta de Fox, precipitada y no profunda

martes, 23 de abril de 2002
México, D F (apro)- El mandatario de Cuba, Fidel Castro, consideró que la respuesta emitida la noche del lunes 22 por la Presidencia mexicana, sobre la conversación telefónica con Vicente Fox, fue precipitada y no profunda "Yo pensaba que la respuesta vendría a las diez de la noche, hora de México, pero vi que anunciaron a las nueve la respuesta, y no podía ser una respuesta bien meditada, no podía ser un análisis serio de las cosas que ahí se plantearon", señaló el mandatario ante la radio y la televisión cubanas Castro señaló que a su juicio la respuesta mexicana fue "precipitada, rápida y no profunda "Podría decir que no es una respuesta verdaderamente seria, y comprendo la situación: hay que ponerse en el lugar de los demás y, a mi juicio, es muy difícil responder a la declaración", afirmó Para Castro, la situación entre México y Cuba, surgida a partir de que difundió la conversación con Fox, es un problema muy serio que "requería horas de análisis" antes de emitir una posición El mandatario cubano destacó que pese a las declaraciones del gobierno mexicano, ninguna de ellas buscó desmentir las revelaciones hechas el lunes "Ni siquiera intentaron desmentir la veracidad de la conversación, ni impugnaron una coma Eso a mi juicio es positivo y ya está claro Fue cierto todo lo que nosotros dijimos", aseveró Castro Reiteró su percepción de que el presidente mexicano no quería su presencia en la Cumbre de Monterrey, como tampoco lo deseaba "el poderoso vecino del norte" (Estados Unidos) Castro lamentó también no haber tenido recepción por parte de Fox a su llegada a la cumbre de Monterrey "Él me anuncia que me va a recibir en el aeropuerto Yo pienso que después de todo lo que me dijo, recibirme ahí era amable? pero ni una foto de Fox", dijo Castro se quejó de haber sido el único presidente a quien le pidieron ser cortés con los demás invitados "No conozco a nadie al que le hayan pedido cortesía; me gustaría conocer un nombre de alguien a quien le hubieran solicitado cortesía, pero especialmente me gustaría saber si Fox le dijo al presidente Bush, del país que nos tiene bloqueados, el presidente que desacata los acuerdos de la Asamblea General de la ONU, si le preguntó o sugirió y le aconsejó que fuera cortés conmigo Era lo más elemental", afirmó Castro, sin embargo, calificó a Fox como una persona decente, pero sin preparación ni experiencia políticas "No le puedo echar la culpa de la existencia del imperialismo y la dependencia total de México en relación con Estados Unidos Me atrevo incluso a decir, fíjense bien, que Fox es una persona decente", dijo Añadió: "No estoy intentando halagarlo en lo más mínimo, me pueden creer, tengo derecho a que me crean, pero no tiene experiencia (Fox) en política, ninguna" Incluso cuestionó la falta de conocimiento del guanajuatense sobre filosofía y doctrinas políticas Más: ""Su pensamiento está condicionado por su vida de hombre de empresas", afirmó Recordó que "yo hablaba con él cuando era gobernador de Guanajuato, eran horas de hablar de problemas sociales No es una animadversión personal", aseguró Castro Y señaló que Fox le había expresado con amargura los problemas que tenía México con Estados Unidos, particularmente con la disputa comercial por el azúcar y el transporte Castro halagó incluso a la primera dama mexicana, Martha Fox, de quien dijo que era una persona "seria", y señaló la "valiente actitud" de la señora de Fox cuando ésta dijo que las relaciones exteriores de México no las manejaba sólo el canciller mexicano Jorge Castañeda Castro criticó la dependencia del mandatario mexicano de "algunas personas (?) Sobre todo de su ministro (Jorge) Castañeda, que nadie sabe por qué está ahí" Castro abundó sobre la conversación que sostuvo con Fox y cuya grabación reveló el lunes 22 Criticó la petición del presidente mexicano a que la conversación fuera privada "Hablar en privado es como si dijera ?te voy a destrozar moralmente, te voy a arrebatar tus derechos? Por equivocación lo primero que dispara es una ofensa", dijo el mandatario cubano "La gente no sabía hasta qué punto iba a ser hiriente, irrespetuoso, humillante, en esa conversación", agregó No obstante, Castro dijo que aceptó la propuesta del presidente Fox de regresarse anticipadamente de la cumbre de Monterrey, porque no tenía otra alternativa "¿Qué opción tenía yo? Realmente no se explica cómo se puede afirmar que cómo se pudo aceptar la propuesta de Fox Como si yo tuviera otra alternativa", dijo Agregó que Fox no entendió que él le avisó con poca anticipación porque ya ha habido varios intentos de atentar contra su vida, y debe tomar medidas extremas de seguridad Durante su intervención, Castro defendió su derecho a grabar sus conversaciones con otros jefes de Estado o de gobierno Consideró que es una necesidad política e histórica "Una conversación entre dos jefes de Estado no es una carta amorosa, es política () no es una confesión", dijo Castro, en referencia al reclamo mexicano de difundir dicha conversación pactada como privada "Los gobiernos tienen necesidad (de dejar constancia); negarlo es una hipocresía, y el (gobernante) que no lo haga, no funciona", agregó Aseguró que "no fue algo contra Fox" Y que, "lamentablemente, fue la primera vez" que Cuba tiene la necesidad de revelar el contenido de una conversación Castro afirmó que de cualquier conversación suya de carácter político, con un jefe de Estado o gobierno, deja constancia escrita o grabada "Parto de un principio y una necesidad, y la proclamo", señaló El presidente cubano denunció que Estados Unidos graba todas las conversaciones de otros jefes de Estado mediante un sofisticado sistema que les permite interceptar simultáneamente millones de conversaciones Señaló que Cuba nunca ha interceptado conversaciones de estadistas extranjeros, pero ?sostuvo-- "no hay una sola conversación mía que los norteamericanos no tengan grabada"23/04/02

Comentarios