Insiste Bátiz: en las corporaciones policiacas ya no se practica la tortura

lunes, 8 de abril de 2002
México, D F- En las dependencias encargadas de la procuración de justicia ya no se practica la tortura para conseguir el testimonio de un presunto delincuente, insistió el procurador de Justicia del Distrito Federal, Bernardo Bátiz, luego de que el presidente de la Comisión de Derechos Humanos del Distrito Federal (CDHDF), Emilio Alvarez Icaza, aseguró que la dependencia a su cargo ha recibido varias quejas al respecto Desde el domingo 7 de abril, el procurador capitalino y el ombudsman local se enfrascaron en una guerra de dimes y diretes a propósito de lo dicho por Alvarez Icaza durante su comparecencia de finales de marzo, ante asambleístas, respecto a que todavía se practica la tortura en las corporaciones policiacas Este lunes Bátiz le respondió Después de que se reunió con el gabinete de Seguridad y Gobierno de la administración local, el procurador rechazó las afirmaciones del titular de la CDHDF, y lo contradijo, al asegurar que la práctica de la tortura ya está erradicada en las instituciones encargadas de procurar la seguridad de los capitalinos Por lo anterior, sostuvo que hablaría con Alvarez Icaza "para ver qué es lo que entiende por tortura, porque está prácticamente erradicada", señaló, tras insistir que él está seguro "que no ha habido incremento de la tortura" En ese tenor, lanzó un llamado al ombudsman capitalino a que le muestre los informes sobre prácticas de tortura en las corporaciones, para que "cotejemos cifras" No obstante, reconoció que de los tres mil 700 policías judiciales del Distrito Federal algunos podrían "caer en la tentación (sic)" de torturar a los delincuentes aparentes; pero para evitarlo, dijo, "estamos advirtiendo (a los policías) que podrían ser severamente sancionados y procesados" Y es que en su comparecencia del 26 de marzo, ante los diputados, Alvarez Icaza informó que de octubre del 2001 a febrero del 2002 se recibieron 36 quejas relativas a la tortura; pero las denuncias no se registraron como tal porque en la gestión de Luis de la Barreda aún no se habían aplicado los criterios internacionales para condenar ese delito en su justa dimensión Pero el sábado 6 de abril, Bátiz sostuvo que la tortura ya no se practicaba en las instancias encargadas de procurar la justicia de la capital del país, pues en la PGJDF "hemos avanzado mucho y ya no existe la prueba confesional", sostuvo, aunque reconoció que no todos los elementos policiacos "son blancas palomas" 08/04/02

Comentarios