Defiende Jackson el "prestigio y honorabilidad" de legisladores involucrados en el Pemexgate

martes, 18 de junio de 2002
México, DF - El líder de los senadores del PRI, Enrique Jackson, reaccionó a la información divulgada el lunes en el sentido de que cuatro legisladores priistas estarían involucrados en el caso Pemex Jackson encuadra esta información dentro de una estrategia política gubernamental con miras a los comicios del 2003, y recomienda a los senadores que de momento no lleven el asunto a los medios de comunicación Luego que el diario El Universal publicara que de acuerdo con información de testigos protegidos del caso Pemex los senadores Humberto Roque, Emilio Gamboa Patrón, Manuel Bartlett y la diputada Beatriz Paredes habrían sido algunos de los personajes que recibieron dinero producto de la malversación de recursos en la paraestatal, Jackson hizo patente su postura de defender el "prestigio y la honorabilidad" de los legisladores de su partido En una carta dirigida a los senadores priistas, Jackson informa que ha "tratado el asunto con el Comité Ejecutivo Nacional de nuestro partido y con dos de los tres compañeros senadores mencionados por ese diario El senador Bartlett se encuentra fuera del país" La carta apunta cuatro comentarios El primero dice que "no es conveniente, por el momento, llevar el asunto a otros medios de comunicación" En segundo lugar puntualiza que rechazan "la recurrente práctica del gobierno de filtrar información que debe mantenerse en reserva, como la que corresponde a procesos judiciales en marcha" Tercero, que "es claro que esta filtración obedece a la estrategia llevada por nuestros adversarios con miras a la elección del 2003" Cuarto y último: "El CEN del PRI, la presidenta de la Mesa Directiva de la Cámara de Diputados y el grupo parlamentario del PRI en el Senado estaremos atentos a la evolución de los hechos, para decidir nuestras acciones en defensa del prestigio y la honorabilidad de nuestros compañeros y, por supuesto, de nuestro PRI" En tanto, la diputada Paredes Rangel se defendió enfáticamente de estas acusaciones Lo mismo hicieron Gamboa Patrón y Roque Villanueva El senador Roque Villanueva dijo que durante el 2000 él tuvo recursos disponibles para la campaña presidencial de Labastida Ochoa provenientes de un "fondo revolvente" que no tuvo nada que ver con el dinero del caso Pemex Este fondo, de 15 mil pesos mensuales, dijo, se utilizó en la compra de materiales de apoyo Estas recepciones de dinero se realizaron "de manera formal con la Tesorería del PRI y nada tienen que ver con el Pemexgate" Agregó que la acusación hecha por el testigo protegido Melitón Cázares es "irrelevante" Según refirió, cuando apoyó la campaña de Labastida se dedicó a allegarse información de libros y revistas para reforzar el área de debate político Por ello, aseguró que no hay nada oscuro en su actuación Por su parte, Emilio Gamboa Patrón dijo que durante su participación en la campaña de Francisco Labastida se dedicó a impulsar la imagen del entonces candidato en el país, pero nunca tuvo acceso a manejo de dinero Encabezaba entonces la organización Impulso Democrático, fundada en 1999 "Lamento que a través de un medio se trate de lastimar el prestigio de muchos que trabajamos para lograr el éxito de nuestro candidato No se logró, es el costo de la derrota" Y advirtió: "Es muy peligroso creer todo lo que dicen testigos protegidos Lo que yo sé es que la declaración de testigos protegidos no está autorizada por la Suprema Corte de Justicia" Agregó que es "falso, falso" que a través de Impulso Democrático se haya manejado dinero en efectivo para la campaña de Labastida, al tiempo de señalar que quienes acusan en este sentido quieren, una vez más, "lastimar al partido" En otra entrevista, el senador aseguró al diario El Universal que Labastida Ochoa está muy molesto "No se le hace justo que se mencionen nombres, que se hable de supuestos responsables así como así, sin pruebas, por dichos de supuestos testigos" 17/06/02

Comentarios