Falta de información

viernes, 2 de agosto de 2002
La indignación entre los pobladores de la cabecera municipal de San Salvador Atenco no fue únicamente por la expropiación de los terrenos, sino por la falta de información previa, por el temor ante la infraestructura del nuevo aeropuerto y por la negativa de los gobiernos federal y estatal a oír su oposición al proyecto A diferencia de otros núcleos agrarios expropiados por la Secretaría de Medio Ambiente, Recursos Naturales y Pesca para "abastecer mantos acuíferos", al ejido de San Salvador Atenco lo expropió Comunicaciones y Transportes y, según los imprecisos planos que muestra el gobierno del Estado de México ?a la prensa, no al pueblo--, las pistas que empezarían al norte de la autopista Peñón-Texcoco llegarían hasta las tierras de cultivo aledañas a este poblado La cabecera municipal está al poniente de la carretera Los Reyes-Lechería, al norte de la autopista Peñón-Texcoco Se llega también por el circuito de calles que une a San Felipe y Santa Cruz de Abajo, a San Miguel Tocuila y a la Magdalena Panoaya (en Texcoco), y que después de San Salvador Atenco continúa en Nexquipayac y Acuexcomac, antes de Santa Isabel Ixtapan (frente a Ecatepec) De los trece ejidos expropiados, San Salvador Atenco hubiese sido el más afectado, si el jueves 1 de agosto Comunicaciones y Transportes no hubiese anunciado la cancelación del proyecto de aeropuerto en Texcoco El gobierno pudo haber quitado 54 hectáreas a los atenquenses, 90 por ciento del total del núcleo ejidal, de acuerdo con la demanda interpuesta por el abogado Ignacio Burgoa Orihuela, quien aceptó representar a los campesinos afectados por la construcción de la terminal aérea La historia del pueblo data de la época prehispánica, cuando fue fundado a la orilla de lo que antes fue el lago salado de Texcoco --de ahí su nombre (atl, agua; tentli, orilla)--, y aun conserva un parque, Los Ahuehuetes, que según los pobladores fue sitio de inspiración del rey poeta Nezahualcóyotl, y que ahora está en el límite de la zona expropiada para el aeropuerto También desde tiempos prehispánicos, según las crónicas, estas eran tierras propicias para la agricultura, por ser la ribera del lago, y ese es otro motivo de indignación de los campesinos, la mayoría propietarios de una o dos hectáreas que siembran para el autoconsumo y que el gobierno califica de tierras salitrosas "Yo creía que el aeropuerto sería nomás allá en la laguna, y no me preocupé, porque allá está el lago, pero éstas siempre han sido tierras de labor", dijo Juan Cervantes, de 70 años La resistencia al proyecto del aeropuerto no empezó el 22 de octubre Unos en marzo y otros en junio, pero varios habitantes de esta cabecera --como los jóvenes Laura Martínez, Juan Manuel Galicia, José Gil o Juan Manuel Robles-- y ejidatarios como Venancio Castro y Antonio Altamirano se organizaron para buscar información del proyecto ?la mayoría en Internet--y recabar firmas, realizar consultas e informar a la población El 1 de julio, la asamblea ejidal decidió oponerse a la construcción del aeropuerto y a la entrada de los investigadores de la UNAM a sus tierras, pero el expresidente del comisariado ejidal, el priista Severiano Zavala, les ocultó el acta de la asamblea durante tres meses y se las entregó hasta el 21 de septiembre, dos días antes de que la SCT solicitara la expropiación de las mil 54 hectáreas El 10 de julio, en un foro en El Colegio de México, los ejidatarios intentaron reclamar ante Julio César Margáin, asesor del secretario de Comunicaciones, Pedro Cerisola, que por qué no decía que el aeropuerto sería en Atenco, y no sólo en Texcoco, pero le fue negado el turno en el micrófono También el 27 de septiembre expusieron su indignación en una carta a Vicente Fox, entregada en Los Pinos, pero fueron remitidos a la SCT, que a su vez les dijo que no podía hacer nada porque la decisión sobre el sitio ?Texcoco o Tizayuca-- no había sido tomada Así, el decreto expropiatorio llegó a las 13 comunidades sin previo aviso, el 22 de octubre El 31, la asamblea había decidido no negociar con el gobierno y no deshacerse de sus parcelas, y el lunes 12 de noviembre presentaron su amparo contra la expropiación ante el juzgado sexto de distrito con sede en Nezahualcóyotl A la demanda se sumaron otros tres de los 13 núcleos expropiados: la colonia Francisco I Madero y Acuexcomac (expropiados por la SCT, en el municipio de San Salvador Atenco), así como La Magdalena Panoaya (expropiada por la Semarnat, en Texcoco) José Elías Martínez, presidente del comisariado ejidal de Atenco, y su abogado, el doctor Burgoa Orihuela, habían previsto que el juicio sería largo Hasta entonces, los atenquenses habían recibido el apoyo de la Universidad Autónoma de Chapingo, del Frente Zapatista de Liberación Nacional, de las comunidades y ejidos del Valle de Anáhuac, de la Coordinadora Nacional Plan de Ayala y de otras organizaciones sociales y campesinas Desde que conocieron el decreto, se acercaron a leer las copias del Diario Oficial pegadas en el exterior de la oficina del comisariado ejidal, mantenían el equipo de sonido listo, afuera del auditorio, y se reunían por las noches para seguir los noticieros Las pintas y mantas contra el presidente Vicente Fox, contra Montiel, contra MargaritoYáñez (a quien acusan de traidor) y contra el titular de la SCT, Pedro Cerisola, plagaron las inmediaciones del municipio de San Salvador Atenco, durante los nueve meses que duró el conflicto "Vicente Fox, Pedro Cerisola, Arturo Montiel: la historia de San Salvador no empieza hace 50 años No humillen más a los campesinos", versaba una manta en el jardín central "Los patos ya hablaron y los escucharon, y a los texcocanos, ¿cuándo nos escucharán?", decía otra "Ningún campesino cambia toda una vida por un changarro La tierra para el campesino es como la dignidad para el hombre", se leía en otra El ejidatario Enrique Rojas, de 32 años, aseguró que estaban dispuestos a una resistencia larga "Ahora el pueblo está unido, porque se siente agredido por el gobierno, que no tiene derecho a pisotearnos así Esto se va a ir hasta que Fox y Montiel se den cuenta de que están en un error, porque lo que están haciendo es una injusticia, y nosotros no vamos a ceder", advirtió (20/11/01)

Comentarios