"Montajes escenográficos" en la investigación sobre la "Guerra Sucia"

sábado, 31 de agosto de 2002
De sus vivencias ha hecho discurso y de la incertidumbre vida Son los familiares de desaparecidos durante la Guerra Sucia de los años setenta quienes cuestionan, en entrevistas con Proceso, la existencia de la Fiscalía Especial para Movimientos Políticos y Sociales, a nueve años de su creación Más de treinta años de denuncias, huelga de hambre, marchas, gritos, consignas, respaldan sus reclamos y fundamentan sus críticas a las acciones del actual gobierno que en campaña, durante el año 2000, se comprometió a aclarar los hechos del pasado, como las masacres del 2 de octubre de 1968 y del 10 de junio de 1971, así como el destino de los cientos de desaparecidos en la llamada Guerra Sucia Así, hablan para Proceso ?en la revista en circulación a partir del domingo 1 de septiembre? Graciela Mijares, Antonio Hernández Fernández, Alicia de los Ríos, Blanca Hernández y Julio Mata Montiel, quienes de manera asidua visitan la fiscalía especial para colaborar con su memoria histórica a las pesquisas sobre la represión de aquellos años Entre sus críticas resaltan que la fiscalía está haciendo el mismo trabajo que hizo, en su momento, la Comisión Nacional de Derechos Humanos, que en la investigación no se toma en cuenta que las desapariciones formaron parte de una "política de Estado" para exterminar a la guerrilla de Guerrero, que el fiscal especuló sobre la existencia de cárceles clandestinas, sin aportar pruebas, que los agentes del MP desconocen la historia que investigan y que la actual indagatoria ha dado pie a "montajes escenográficos" sobre las masacres de 1968 y 1971

Comentarios