Excarcela gobierno federal a tres indígenas loxichas acusados de eperristas

jueves, 19 de septiembre de 2002
México, D F- Luego de varias manifestaciones hacia el Distrito Federal, solicitudes de amnistía dirigidas al presidente de México, Vicente Fox e incluso ayunos de siete días por parte de miembros de la región loxicha de Oaxaca, el Gobierno federal decidió excarcelar a tres indígenas loxichas, quienes se encontraban presos en el Penal de Ixcotel, acusados de pertenecer al Ejército Popular Revolucionario (EPR) Realizada a instancias de la Secretaría de Seguridad Pública federal, de la Oficina para el desarrollo de los Pueblos Indígenas, y luego de un análisis de la situación carcelaria de los ahora liberados, en el que también participó la Secretaria de Gobernación, la excarcelación está, señalaron "plenamente apegada al marco jurídico" Jordán Almaraz Silva, Benito Almaraz Enríquez y Eleno Henández Almaraz, liberados hoy formaban parte de los todavía 24 loxichas presos desde 1996 y 1997, tiempo en el que el Gobierno de Ernesto Zedillo y el entonces gobernador Diódoro Carrasco Altamirano, detuvieron a casi 200 indígenas acusándolos de pertenecer al EPR Tras la detención, organismos nacionales internacionales de derechos humanos documentaron tortura y violaciones a sus garantías individuales, y a finales del 2000 se declaró una amnistía general para los presos, que únicamente logró beneficiar a 50 de los 87 que permanecían encarcelados, aunque posteriormente fueron liberados de manera paulatina otros 13 indígenas Desde aquel entonces, miembros de la región loxicha de Oaxaca, han intentado, inútilmente, entablar un diálogo con el Gobierno de Vicente Fox, en demanda de la total libertad de los indígenas, según manifestó hace cinco meses el representante de los loxichas, Juan Sosa Maldonado Su lucha en apoyo a sus compañeros indígenas ha recorrido diversas instancias, entre ellas la solicitud a Vicente Fox, quien el 2 de diciembre del 2000, un día después de haber recibido su cargo, señaló Sosa Maldonado, les prometió que atendería sus reclamos hasta ver concretadas las exigencias de libertad y justicia" Un año después, el 3 de diciembre de 2001, nuevamente su petición se hizo presente y acompañados por distintas Organizaciones No Gubernamentales, entregaron a Fox la documentación correspondiente a este caso, sin que hallaran una respuesta concreta Ante la falta de respuesta por parte de las autoridades, el pasado 1 de abril los indígenas loxichas decidieron buscar una solución con una marcha hacia el Distrito Federal, "a fin de exigirle al presidente de México y al Congreso de la Unión una Ley de Amnistía Federal que deje en libertad a todos los presos políticos", señalaron Por su parte, el presidente de la Comisión Estatal de Derechos Humanos, Sergio Segreste presentó días después un oficio de la Coordinación de Atención Ciudadana de la Presidencia de la República en el que se daba a conocer la existencia de una Comisión Intersecretarial de Alto Nivel que analizaría la situación de los presos loxichas A pesar de las declaraciones hechas por la Comisión Estatal de Derechos Humanos, los presos se manifestaron dispuestos a iniciar una huelga de hambre en penal de Ixcotel, de no encontrar soluciones concretas El 28 de abril pasado un grupo de 24 presos de la región loxicha cumplieron su amenaza de huelga de hambre en los penales de Ixcótel, Pocutla y Etla A ellos se sumaron cuatro de sus familiares, menores de edad, quienes se posaron frente a la Cámara de Diputados, para exigir una Ley de Amnistía Federal 19/09/02

Comentarios