SNTSS, vigencia del sindicalismo

lunes, 20 de octubre de 2003
México, D F, 20 de octubre (apro)- La negociación entre el IMSS y su sindicato (SNTSS), que evitó la huelga y con ello un conflicto mayor, dejó en claro que la difícil situación del país está reactivando al sector del sindicalismo agrupado en la Unión Nacional de Trabajadores (UNT) y exhibió el anquilosamiento de las organizaciones ligadas al Congreso del Trabajo (CT) Miles de trabajadores pertenecientes principalmente a sindicatos agrupados a la UNT se manifestaron en las calles de las principales ciudades del país, como hacía mucho tiempo no ocurría, en apoyo a los trabajadores del Seguro Social que revisaban su contrato colectivo La movilización fue importante porque la dirigencia sindical del SNTSS, aunque estaba respaldada por un congreso permanente, se presentó --en la recta final de la negociación-- fortalecida y con el mandato de no ceder Más allá de que el IMSS haya dado marcha atrás en querer revisar el régimen de pensiones y jubilaciones como condición para dejar revisado el contrato colectivo, el triunfo deberá ser reconocido a los trabajadores y en particular a los del Seguro Social El SNTSS es, después del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE), el segundo más numeroso, con aproximadamente 360 mil miembros Están presentes en todos los estados del país Su vida sindical es activa y los métodos de elección de sus dirigentes, pese al tamaño de la organización, garantizan una participación democrática aceptable En los días previos a que venciera el emplazamiento legal de huelga, hubo señales que metieron tensión y apuntaban hacia un conflicto cuyas consecuencias era difícil prever Pero los trabajadores se instalaron en congreso permanente y, de esa manera, acordaron las condiciones –revisión ahora y negociación hasta marzo-- que se tenían que dar para, una vez cumplidas sus primeras metas, desistirse de la huelga El congreso, constituido por alrededor de 900 delegados, se convirtió en la fuerza y guía de los trabajadores y, sobre todo, en el respaldo de la dirección Con la demostración de fuerza, al IMSS no le quedó otra que aceptar el mandato del congreso con lo que el conflicto se conjuró a tiempo Para el abogado laboral, Arturo Alcalde Justiniani, el triunfo “es del sindicalismo democrático, que está en contra de la simulación y de las negociaciones falsas”, en donde se firma a espaldas de los trabajadores y se provoca en éstos un sentimiento de impotencia La UNT y, concretamente Alcalde Justiniani, han pugnado por una reforma laboral que garantice democracia sindical y, de esa manera, rescatar y fortalecer los sindicatos democráticos, “para que se constituyan en interlocutores reales, que propicien concertaciones responsables, que haya sindicatos que cuiden a sus gremios y también a sus empresas” Por eso, asegura el abogado sindical, el caso del Seguro Social “acredita la vigencia de los sindicatos democráticos” Y, en sentido contrario, las organizaciones agrupadas en el CT no sólo no expresaron su solidaridad con los trabajadores de Seguro Social sino que, como en el caso de su dirigente, Leonardo Rodríguez Alcaine, se pronunció en favor de la revisión del sistema de jubilaciones y pensiones El también líder de la Confederación de Trabajadores de México (CTM) y de los electricistas de la CFE, agrupados en el SUTERM, Rodríguez Alcaine está en favor de la reestructuración eléctrica que combate el Sindicato Mexicano de Electricistas (SME) Y también está a favor de la reforma laboral que rechaza la UNT Los sindicatos democráticos están en ruta de recuperar el papel que las organizaciones corporativas ligadas al PRI anularon: la defensa de los trabajadores

Comentarios