Sombras sobre el dinero para Irak

lunes, 27 de octubre de 2003
* EU controlará los recursos recolectados en Madrid Madrid, 27 de octubre (apro)- Dudas, sombras y letra pequeña alrededor de los 33 mil millones de dólares comprometidos para la reconstrucción de Irak obtenidos en la Conferencia de Donantes Clausurado el evento, no ha quedado claro cuánto de ese dinero recaudado serán prestamos y cuánto “donaciones”; tampoco se sabe cuánto gestionará la Organización de Naciones Unidas (ONU) y el Banco Mundial (BM), y qué cantidad ira al fondo controlado por Estados Unidos Sin embargo, el resultado final les ha gustado a las autoridades españolas organizadoras del evento, que calificaron de “éxito” el resultado de la colecta De acuerdo con las estimaciones que señalan que Irak necesitará, en el 2007, 56 mil millones de dólares, 36 mil presupuestados por el BM y 20 mil por el Consejo iraquí, lo recaudado en Madrid apenas llega, en términos reales, a los 13 mil millones Y es que Estados Unidos se ha negado a que los 20 mil millones de dólares que aporta sean gestionados por el fondo creado en Madrid y que será administrado por ONU y BM, porque quiere gestionarlos a través de su autoridad impuesta en Irak, Paul Bremer En concreto, a Irak le faltan 23 mil millones de dólares para su reconstrucción; esto a pesar que el mundo árabe se comprometió al final a contribuir, primero Arabia Saudita con mil millones, y luego Kuwait garantizando otros 650 millones Japón por su parte aumentó los mil 500 millones de dólares comprometidos hasta 2004, con tres mil 500 millones hasta 2007, en préstamos pactados en yenes, un tipo de ayuda a un interés supuestamente muy bajo y con una garantía de recuperación muy poco fiable Al otro extremo se encontraban los países que más se opusieron a la guerra: Francia, Alemania y Rusia que denunciaron durante sus intervenciones la falta de soberanía para Irak; de hecho, los franceses basaron en eso su negativa a dar dinero Las autoridades iraquíes provisionales presentes en la cumbre, amenazaron con no olvidar fácilmente a los países que no han aportado dinero: “Los iraquíes no olvidarán fácilmente que, en el momento de la necesidad, Francia y Alemania quisieron dejar a un lado a Irak” Otros países aportaron ayudas distintas: Vietnam colaborará con arroz, Islandia con prótesis para mutilados, Chile con asistencia en “reconciliación”; mientras que México sostenía su postura de aportar asesoría en “materia electoral” en un Irak ocupado por las potencias extranjeras que por lo pronto no goza de democracia La subsecretaria Lourdes Dieck elude a la prensa “México cuenta con una rica experiencia que ha merecido un amplio reconocimiento internacional en materia de asistencia, capacitación y apoyo a la organización electoral”, dijo la subsecretaria de Cooperación de la Secretaria de Relaciones Exteriores, Lourdes Dieck, durante su corta comparecencia La insistencia del gobierno mexicano en aportar ayuda siguió, pese a que el gobierno provisional iraquí la rechazó ayer, al argumentar que prefería dinero, cuestión que no fue contestada por la funcionaria, quien prefirió no hacer declaraciones a la prensa Las dudas se ciernen sobre el evento organizado por el presidente José María Aznar, sobre todo a raíz de la denuncia de una prestigiosa ONG británica, Christian Aid, que alertó sobre la existencia de un “agujero financiero” de cuatro mil millones de dólares en los fondos que Estados Unidos gestiona procedentes del petróleo iraquí De acuerdo con un informe de esta ONG, cinco mil millones percibidos hasta ahora de las cuentas del petróleo están en cuentas opacas manejadas por el país ocupante; una clara violación a la resolución 1483 de la ONU, que estipula que esas cuentas deben ser sometidas al control de un fondo de la ONU Precisamente, Estados Unidos controlará pronto el remanente de dos mil 500 millones de dólares del programa Petróleo por Alimentos que caduca el 21 de noviembre: “La ausencia de transparencia alimenta las sospechas y la desconfianza”, dice el portavoz de Christian Aid Además queda el otro gran tema sin resolver: la deuda externa de Irak, que algunos países habían dicho que condonarían, pero aún no está claro El secretario del Tesoro de Estados Unidos, John Snow, dijo que se debe resolver el “nivel insostenible” de la deuda iraquí puesto que, de no ser así, se pondrá en peligro todo el futuro de Irak y su reconstrucción El secretario de Estado de Estados Unidos, Colin Powell, señaló que la cumbre de donantes fue “una inversión estratégica en esperanza” para construir un “nuevo Irak”, ahora que “Saddam Hussein se ha ido” y su “república del miedo ha desaparecido” Powell aseguró que ahora el dinero no será gastado en “palacios y armas”, pero no aclaró en qué serían gastado los 20 millones de dólares que Estados Unidos controlará Por su parte, el presidente Aznar hizo una advertencia: “cuantos se oponen con las armas al proyecto democratizador en marcha para Irak, están forzando otra vez a su población a la pobreza y a la opresión política de su más reciente pasado”

Comentarios