Estados Unidos frena sus ambiciones comerciales

domingo, 23 de noviembre de 2003
Con la experiencia de la Cumbre de la Organización Mundial de Comercio (OMC), celebrada recientemente en Cancún, misma que destacó por la falta de acuerdos entre los países miembros, Estados Unidos cambió de estrategia, con miras a crear el Área de Libre Comercio de las Américas (ALCA) que, al parecer, no se logrará concretar tan rápidamente como lo tenía previsto Así lo destaca Proceso, en un reportaje publicado en su edición que comienza a circular este domingo 23 de noviembre, en el que además de lo anterior, señala que la modificación de los planes para crear el ALCA cambiaron porque el gobierno estadunidense no quería confrontarse con otro gigante económico del continente americano: Brasil Y es que los brasileños buscaban liberar las patentes industriales, sobre todo para la producción de genéricos y rechazaba que las controversias con inversionistas extranjeros se sometieran a tribunales internacionales, lo que los confrontaba con Washington Ahora, los estadunidenses pretenden “desarrollar un conjunto común y equilibrado de derechos y obligaciones que sean aplicables a todos los países” Esto, para el ministro de Relaciones Exteriores de Brasil, Celso Amorim, quiere decir que Estados Unidos aprendió la lección de la OMC en Cancún “y decidió tomar lo que tiene a mano y dejar sus ambiciones continentales para un futuro no definido en el ALCA” Con estas acciones en marcha, más el Tratado de Libre Comercio entre México, Estados Unidos y Canadá y el más reciente tratado comercial con Chile, Washington tiene prácticamente su propio ALCA, del que queda fuera el Mercosur, formado por Brasil, Argentina, Uruguay y Paraguay, dice Proceso, en su edición 1412 que empieza a circular este domingo 23 de noviembre

Comentarios