Es difícil terminar con la pobreza, reconoce la ENTS

jueves, 4 de diciembre de 2003
* La política de Estado dejó de ser rentable ante la globalización, dice México, D F, 3 de diciembre (apro)- Carlos Arteaga Basurto, director de la Escuela Nacional de Trabajo Social (ENTS), afirmó que “será difícil eliminar las causas estructurales de la pobreza”, tras señalar que “la política social del Estado de bienestar dejó de ser rentable en los nuevos escenarios, debido a la globalización y al modelo neoliberal” Al inaugurar el Foro Internacional de Trabajo Social “Dilemas y perspectivas de la cuestión social ante los embates de la pobreza y la exclusión social”, Arteaga dijo que, “en los últimos años, ha habido en el mundo una fragmentación de la política social, a través de la privatización de los servicios, al estimular la individualización de intereses y la pérdida de solidaridad en todos los ámbitos” En el acto, realizado en la Antigua Escuela de Medicina, Arteaga advirtió: “Hoy existen dos Méxicos: uno pujante, abierto a la modernidad y a los tratados de libre comercio, consumidor de bienes suntuarios y con un clima de paz, y el que conocemos los trabajadores sociales, donde la población cada vez tiene menos acceso a los servicios y satisfactores de bienestar” Ante representantes de escuelas de trabajo social de América Latina, el funcionario universitario explicó que en México “la distribución del ingreso ha propiciado que las brechas se abran cada vez más: mientras el 20 por ciento más rico de la población concentra el 58 por ciento del ingreso nacional, el 20 por ciento más pobre vive sólo con el 37 por ciento” En su opinión, por ello “la política social debe desempeñar un papel clave para contrarrestar las consecuencias negativas de los actuales programas de ajuste estructural” Afirmó que “la estrategia estatal no sólo ha experimentado una revalorización, sino también una reorientación Las acciones contra la pobreza, el fomento a la privatización, la desregularización y la descentralización son sus nuevas directrices” Según Arteaga, “es ilegítimo que esa política abandone su función integradora, igualitaria, de búsqueda de justicia En la sociedad contemporánea el orden social es un tema mayor, de reflexión, sobre todo si se considera que alrededor del 40 por ciento de la población latinoamericana vive con escasos recursos “Las políticas públicas deben garantizar el mejoramiento de las condiciones de vida en el menor plazo posible, con un criterio redistributivo y de equidad, donde la participación y la democracia sean elementos básicos para alcanzar un alto desarrollo y un bienestar democráticamente construidos”, indicó Añadió que, “para ejercer de manera plena los derechos humanos, se requiere una sociedad más justa, fraterna y solidaria Hoy se habla de pobreza estructural, de nuevos pobres, de excluidos y de pobreza extrema” Arteaga reconoció que el trabajo social “se está convirtiendo en una disciplina de riesgo porque labora con los sectores de menores recursos “Esta profesión requiere hoy encontrar una nueva ética en los procesos de intervención, conformar nuevos paradigmas y encontrar una identidad regional en Latinoamérica que le permita dar alternativas”, señaló Por su parte, Steffan Heinz Dieterich, profesor de la Universidad Autónoma Metropolitana, al ofrecer la conferencia “El impacto de la globalización en América Latina”, afirmó que “el proyecto neoliberal se encuentra en el ocaso, en franca decadencia en la región” Explicó: “Después de 20 años de afectar las economías de Latinoamérica y de prometer objetivos que no se han cumplido, este proyecto no tiene credibilidad y sus protagonistas tampoco Esto se ha manifestado en muchos países, donde los pueblos mismos han destituido a los gobiernos neoliberales” Añadió que “el primer mundo ha encontrado la forma de apropiarse pacíficamente de la riqueza de otras naciones, al monopolizar la tecnología de punta”

Comentarios