Gobernador de Texas desestima fallo de la CIJ; "no cambia nada"

miércoles, 5 de febrero de 2003
El gobierno de Texas desestimó la resolución de la Corte Internacional de Justicia (CIJ) de La Haya que ordena a Estados Unidos suspender por tiempo indeterminado la ejecución de los mexicanos Osvaldo Torres Aguilera, César Fierro Reyna y Roberto Moreno Ramos, éstos dos últimos recluidos en un penal de ese estado “El fallo de la Corte no cambia nada”, aseveró el gobernador Rick Perry, quien aseveró que, “de acuerdo a nuestra lectura de la ley, no hay autoridad del gobierno federal para prohibir a Texas el ejercitar la ley aprobada por sus legisladores” Perry calificó como justo el sistema judicial de su estado, de ahí que, puntualizó, cuente con las salvaguardas necesarias en las Cortes para atender, caso por caso, asuntos como el de la notificación consular Y es que a decir del gobierno mexicano, las autoridades estadunidenses omitieron informar a sus consulados de la detención de las 51 personas que se encuentran actualmente condenadas a muerte en cárceles del vecino país Antes de que el gobernador de Texas expresara su rechazo al fallo de la Corte Internacional de Justicia de La Haya, la administración Bush reaccionó con cautela a la decisión “Recibimos la notificación y estamos estudiándola será dentro de unas semanas cuando podamos contestar algo al respecto, pero seguimos trabajando con el gobierno de México en ese asunto”, dijo un vocero del Departamento de Estado 05/02/03

Comentarios