González Calderoni, hilo de la maraña narcopolítica (Segunda Parte)

miércoles, 5 de febrero de 2003
NADIE PODÍA CONTRA ÉL A pesar de que en el medio policiaco se sospechaba del enriquecimiento ilícito de Guillermo González Calderoni, debido a la protección que ofrecía al narcotráfico, nadie podía contra él Fue el 5 de agosto de 1992 cuando el diario The Browsnville Herald difundió el primer señalamiento público de la relación González Calderoni-García Abrego, casi un año después de que saliera a relucir la magnitud de las operaciones del cártel del Golfo o de Matamoros, durante el juicio que se abrió en Corpus Christi contra Miguel Botello, gatillero de García Abrego acusado del homicidio de Gerardo Luis Quintanilla Con motivo de este juicio, Oscar López Olivares, El Profe, unido en un tiempo al imperio de García Abrego, declaró que parte de las ganancias del narcotráfico eran para sobornar a funcionarios mexicanos que protegían al cártel del Golfo o de Matamoros, " entre ellos, funcionarios de alto nivel de la Procuraduría General de la República, incluso a Octavio Porte Petit, quien a principios de la década de los ochenta era subprocurador general, y Miguel Aldana Ibarra, quien era director de la Interpol-México" López Olivares amplió sus declaraciones al periódico The Browsnville Herald, en su edición del 5 de agosto de 1992, cuando ya pertenecía al Programa de Protección de Testigos del gobierno de Estados Unidos Originario de Camargo, Tamaulipas, se graduó como profesor De 1970 a 1984 trabajó para García Abrego Baleado el 15 de mayo de 1984 en Matamoros por el narcotraficante Casimiro Espinoza, El Cacho, logró herir a su agresor, quien fue internado en una clínica Dos días después, un comando llegó hasta allí: mató a nueve personas, pero no a El Cacho, quien posteriormente murió El Profe huyó a Estados Unidos al saber que García Abrego había ordenado su muerte En una entrevista con el reportero Juan José Coello, publicada en el periódico El Norte, en su edición del 28 de febrero de 1993, López Olivares fue más allá en sus señalamientos Aseguró que el exprocurador Enrique Alvarez del Castillo y el exsubprocurador en la lucha contra el narcotráfico Javier Coello Trejo se convirtieron en protectores de la mafia "Tenemos nosotros aquí evidencias oficiales del mismo gobierno de México, selladas por jueces federales, donde un licenciado de la PGR era la persona que le entregaba el dinero personalmente a Coello Trejo, para que éste a su vez lo repartiera al procurador y a otras entidades, que no sé a quiénes serían Se llama Luis Esteban García Villalón, a quien inexplicablemente también se le dejó libre sin mediar ninguna explicación" También acusó al exdelegado de la PGR Carlos Aguilar Garza, ejecutado a fines 1992 en Nuevo Laredo, y a González Calderoni de ser corruptos y estar ligados al narcotráfico "González Calderoni no sólo vendió protección a la mafia sino que llegó al crimen" Dijo haber conocido a González Calderoni por medio de un hermano de García Abrego, de nombre José, por lo que cuando llegó a Matamoros, en 1983 o 1984, "ya era amigo mío" Y afirmó que fue él quien estuvo en medio de los dos en el pago de las cuotas que se le daban por sus servicios prestados a la organización –¿Cuánto recibía el comandante González Calderoni? –No recuerdo con exactitud, todo iba subiendo; empezamos parece que con 7,000 dólares, 9,000, luego 10,000 por cada vuelo Era un vuelo cada tercer día, aproximadamente –¿Durante cuánto tiempo recibió González Calderoni dinero de la banda de García Abrego? –Hasta que a mí me consta, todo el tiempo que estuvo en Matamoros, pero eso no quiere decir que no haya seguido recibiendo dinero, porque la protección se la siguió dando Memo, de diferentes partes de donde andaba –¿Cuánto dinero habrá recibido a la fecha González Calderoni de García Abrego? –No quiero yo equivocarme en los cálculos, pero mínimo debe de haberle dado, y esto es subjetivo, unos 50 millones de dólares por diferentes servicios Además, López Olivares señaló al entonces secretario de Marina, Mauricio Schleske; al exsubprocurador Federico Ponce Rojas; a Jesús Roberto Guerra, primo hermano de Juan García Abrego, expresidente municipal de Matamoros; a los comandantes Tomás Morlet, "enlace con el ejército", asesinado por los pistoleros de García Abrego; a Francisco Sánchez Naves, y a Emilio López Parra "Hay gente como un licenciado que se llama Francisco Galindo, que tiene años de ser asesor de la procuraduría, que es realmente el poder detrás del trono Tenía un hijo que era director de Averiguaciones Previas que se corrompió con Juan También está un hijo del exsecretario de la Defensa Nacional, que se llama Juan Arévalo, compadre de López Parra, que también es compadre de Juan García Abrego También estaba Ortega Padilla, un funcionario de alto nivel de la PGR" –¿Es cierto que González Calderoni estuvo aquí en Estados Unidos y habló con gente del FBI y la CIA? ¿Qué les dijo? –Reveló secretos presidenciales que pueden poner en grave riesgo la seguridad del país Una de las cosas que hizo fue `malparar' al presidente Carlos Salinas de Gortari (Una versión de La Jornada, en su edición del jueves 22, refiere la siguiente declaración de González Calderoni, antes de ser detenido en Estados Unidos: "¿ya se le olvidaron al gobierno los servicios que le he hecho a la patria, y por los que recibí un reconocimiento público del presidente de la República? ¿Ya se le olvidó al presidente que cuando era candidato me pidieron que interceptara las llamadas de Lucas de la Garza y Cuauhtémoc Cárdenas, y que todas las tardes le entregaba los casetes a su hermano Raúl?") Concluía El Profe: "El narcotráfico (y esto debe entenderse), es un asunto manejado por el gobierno completamente, porque desde la protección que se da a los cultivos de mariguana todo está debidamente controlado, primero por el ejército, después por la Policía Judicial Federal y hasta por los fumigadores de la procuraduría, para respetarles sus predios con señas predeterminadas a los que están dentro del sistema" (Proceso No 934 / 26 de septiembre de 1994)

Comentarios