Detienen a un sacerdote en Acapulco por corrupción de menores

jueves, 10 de abril de 2003
Acapulco, Gro (apro)- Durante años, el sacerdote José Guadalupe Borja de Borbón, conocido simplemente como “El padre Borja”, era visto como un personaje del paisaje tradicional acapulqueño Todas las mañanas se le veía con su hábito de monje franciscano, con una bolsa de mandado y un ejemplar del diario madrileño El País bajo el brazo A los parroquianos de El Astoria, uno de los cafetines más populares del zócalo de Acapulco, donde conviven políticos de todos los partidos políticos, intelectuales, periodistas y turistas extranjeros, el padre Borja, recomendaba leer el diario español y luego pedía apoyo para “huerfanitos” y niños de la calle que, contaba, atendía en su albergue localizado en el exclusivo fraccionamiento Costa Azul, donde también está el seminario de El Buen Pastor, de la Arquidiócesis de Acapulco El padre Borja también es famoso por ser hermano del exfutbolista mexicano Enrique Borja, con quien tiene un extraordinario parecido, sobre todo en la nariz Políglota, el misionero, al parecer expulsado de la iglesia católica, parecía un tipo simpático Hoy a las 7:45 horas, efectivos de la Policía Federal Preventiva (PFP), que resguarda el puerto desde el año pasado, lo pusieron a disposición de la Agencia del Ministerio Público de delitos sexuales por su presunta responsabilidad en corrupción de menores, violación, y prostitución y pornografía infantil, en agravio de dos niños de la calle De acuerdo con el delegado de la Procuraduría General de Justicia del estado, Efrén Suátegui Mayo, la dependencia recibió dos denuncias de niños de la calle que señalaban a Borja de Borbón de abuso sexual, por lo que se integró la averiguación previa TAB/ADS/ 196/03 El funcionario afirmó que el detenido no puso resistencia cuando fue abordado por los agentes de la PFP, y añadió que este caso se vincula con el de 17 personas, nueve de ellos extranjeros, arrestados el fin de semana pasado y sujetos a proceso Al ser presentado por las autoridades, el padre Borja se declaró inocente y “virgen”, por lo que afirmó que era imposible que hubiera cometido los delitos que se le imputan “De lo que he sabido es completamente falso, si alguna de esas cosas hubiera pasado, ya años y años (de trabajar con los niños de la calle) me hubieran dicho algo Yo tengo la conciencia tranquila, yo soy virgen, es imposible que haya pasado lo que dicen No sé qué fin tengan, pero es completamente mentira”, dijo el misionero Con sus enormes escapularios como prueba de defensa, Borja aseguró que durante más de 20 años que lleva radicando en el puerto, su única intención con los niños era “proveerles de alimentos” Pese a su imagen bonachona, las autoridades judiciales mostraron un largo historial de Borja como corruptor de menores Según los datos oficiales, se integraron dos averiguaciones previas contra el misionero en marzo de 1982 y en julio de 1987 por “abusos deshonestos” cometidos contra menores de edad, en tanto que existía una orden reaprehensión emitida por el juez primero en Materia Penal en abril de1989 Oscar Martínez Jaimes, defensor de niños de la calle durante los últimos 10 años en Acapulco y actualmente director operativo del DIF municipal, aseguró que “lo que se sabe es que alguien muy poderoso protege al padre Borja, porque a pesar de que fue detenido dos veces, nunca se le pudo procesar por los delitos de abuso sexual contra menores” El funcionario, quien desde 1980 trabaja con niños de la calle --en la Ciudad de México antes que en Acapulco--, destacó que “han sido reiteradas las denuncias que se han hecho contra esta persona, según los testimonios de los niños de la calle” El trienio pasado Martínez Jaimes interpuso una queja formal ante la PGR contra Borja de Borbón También ya había denunciado a extranjeros pederastas que vivían en el puerto “El padre Santiago Izquierdo –español expulsado del país el año pasado-- y yo presentamos varias denuncias ante la PGR, y al menos ocho de los detenidos el fin de semana fueron identificados por nosotros en aquel tiempo, pero nunca se hizo nada, al contrario, después de las quejas al padre Izquierdo y a mí nos hostigaron; a mí me despidieron del DIF municipal durante el gobierno de Zeferino Torreblanca y al padre lo sacaron del país en dos ocasiones”, dijo Martínez Para Martínez, reinstalado en el DIF por el alcalde perredista Alberto López Rosas, “hay más personas extranjeras dedicadas a explotar sexualmente a menores, no se si son miembros de una sola banda o de varias, pero sin duda la acción de la PFP ayudará a detener a organizaciones criminales que ya le estaban echando el ojo a México y a Acapulco, como son los tailandeses” Optimista por las 18 detenciones, Martínez Jaimes espera que todos sean debidamente enjuiciados Por lo pronto, mañana el padre Borja será puesto a disposición del juez, cuando se decidirá su situación jurídica 09/04/03

Comentarios