Bajas en la lucha por la información

sábado, 5 de abril de 2003
Llevar información, testimonios e imágenes a los distintos medios de comunicación del mundo sobre la guerra en Irak --donde no hay buenos ni malos, pero todos son sospechosos-- conlleva muchos riesgos: periodistas muertos, heridos detenidos, expulsados, interrogados y maltratados, es parte del saldo de los trabajadores de prensa que se encuentran en Irak Historias de miedo, desesperación, horror, forman parte de este reportaje que publica el semanario Proceso, en su edición que comienza a circular el domingo 6 de abril Los abusos que atentan en contra de la integridad de los periodistas y la violación de su derecho a la libre información, denunciados por la organización Periodistas sin Fronteras, también son abordados en el reportaje Da cuenta, por ejemplo, del saldo de víctimas en sólo dos semanas de hostilidades en Irak: Tres periodistas muertos, cuatro más heridos y otros dos ?o quizá cinco?que han sido detenidos, interrogados y maltratados tanto por las tropas angloestadounidenses como por los servicios secretos iraquíes Además de los abusos, los corresponsales ?sobre todo los que van de manera independiente-- han tenido que luchar por defender su derecho a informar, pues tanto las fuerzas aliadas como el régimen iraquí manipulan el flujo de información Incluso, han llegado a confiscar material o retener a los informadores para interrogarlos o los han "confundido" con terroristas "Hemos recibido numerosos testimonios de periodistas ?no incorporados? que trabajan en Kuwait y que también fueron detenidos durante varias horas, amenazados y apartados en forma autoritaria cuando intentaban penetrar en Irak", dice Robert Ménard, presidente de Reporteros sin Fronteras, en declaraciones que publica Proceso en su edición del domingo 6 de abril 04/04/03

Comentarios