Suman 40 los funcionarios policiacos cesados en Yucatán

miércoles, 23 de julio de 2003
Corrupción, signo de instituciones de justicia a dos años de gobierno panista Mérida, Yuc , 22 de julio (apro)- Al cumplirse dos años de gobierno panista en Yucatán, el procurador Miguel Díaz Herrera admitió que “el talón de Aquiles” de la corporación continúa siendo “la corrupción que prevalece en áreas como el Ministerio Público y la Policía Judicial” Explicó que las manifestaciones más comunes de la corrupción que impera en la PGJE son las “dádivas o gratificaciones”, que tanto los funcionarios requieren a los ciudadanos o que éstos ofrecen a los servidores públicos a cambio de agilizarles sus tramites u investigaciones Para acabar con estas prácticas, Díaz Herrera dijo que se han intensificado los programas de capacitación y concientización entre el personal de la Procuraduría También comentó que más de 40 funcionarios de esa dependencia han sido “cesados” y unos más se “han retirado voluntariamente”, debido a que ya no sienten un clima propicio para continuar cometiendo sus anomalías Sin embargo, reconoció que existen todavía muchos “malos elementos” en la corporación, los cuales son vigilados y, cuando son sorprendidos, se les da de baja “En todos los cargos públicos podemos ser tentados, hasta yo, aunque la diferencia es que uno acepte las dadivas que le ofrecen”, agregó Por otra parte, al referirse a los índices de seguridad en el estado, mencionó que Yucatán se ubica en el sexto lugar, lo que significa que dejó atrás el octavo que tenía hasta hace dos años Comentó que los delitos más comunes son el robo, y que éstos se agravan por “los problemas familiares que persisten entre los yucatecos” En contraparte, en el marco de la sesión de este martes en el Congreso local, el diputado priista Luis Hevia Jiménez acusó que el “deterioro paulatino de los niveles de seguridad en el estado se deben a la falta de un proyecto y acciones encaminadas a frenar este flagelo”

Comentarios