Gobierno vestido de azul

miércoles, 3 de septiembre de 2003
México, D F, 2 de septiembre (apro)- Acorde con lo que manifestó en su tercer informe de gobierno, en el sentido de que es tiempo de hacer política y que está enterado de la inconformidad por la actuación de algunos miembros de su gabinete, el presidente Vicente Fox despidió este martes a los secretarios de Energía, Ernesto Martens, y de Medio Ambiente, Víctor Lichtinger, y los sustituyó con dos panistas: Felipe Calderón y Alberto Cárdenas Al mismo tiempo, dio juego a otros dos panistas: Luis Pazos, nuevo director de Banobras, y José Luis Luege, a cargo de la Procuraduría de Protección del Medio Ambiente Los cuatro son eminentemente políticos: Calderón ha sido diputado varias veces y presidente nacional del Partido Acción Nacional (PAN); Cárdenas fue gobernador de Jalisco; Pazos dejó de ser diputado hace unos días, y Luege fue presidente del PAN en el Distrito Federal Paradójicamente, ni Calderón ni Cárdenas tienen experiencia en los ramos de los que se harán cargo, aunque el segundo fue durante los últimos años director de la Comisión Nacional Forestal Martens es el segundo integrante del gabinete que es despedido después de haber tenido grandes éxitos en la iniciativa privada La primera fue la secretaria de Turismo, Leticia Navarro El exsecretario de Energía, que en enero último cumplió 70 años de edad, trabajó en Union Carbide, de la que fue director general; y durante 17 años estuvo en el Grupo Vitro, que también dirigió Antes de integrarse al gabinete era director general de Cintra, grupo controlador de Aeroméxico y Mexicana de Aviación A su vez, Lichtinger desde 1990 se vinculó al sector ambiental, tanto en el gobierno como en la iniciativa privada Por ello se considera que el objetivo del presidente al realizar los cambios es congratularse casi de manera definitiva con su partido, que en no pocas ocasiones reclamó la escasa presencia de panistas en el gabinete foxista Y lo hace en busca de que, ahora sí, el apoyo de los panistas a sus iniciativas en el Congreso sea irrestricto De otra manera no se entiende porque dejó en el gabinete a secretarios tan impugnados como los de Agricultura, Javier Usabiaga, del Trabajo, Carlos Abascal, y de Economía, Fernando Canales Clariond Y es que el lunes primero se vio a un presidente desesperado y suplicante Desesperado porque, finalmente, reconoció que lo alcanzado en lo que va de su gobierno es poco en comparación con lo que falta por hacer Y suplicante porque sabe que en los próximos años poco podrá hacer si no es con la colaboración del Congreso, por lo que, una y otra vez, repitió que es tiempo de acuerdos, y que lo importante no son los partidos, sino el país, cuyo futuro se encuentra amenazado si no se lleva a cabo la reforma energética

Comentarios