Acorralado, AMLO acepta que se reunió con Azuela

martes, 5 de octubre de 2004
* Niega que haya tratado el tema del desafuero con el titular de la SCJN * Acusa al diario La Crónica de estar “bien conectado” con el Cisen México, D F, 4 de octubre (apro)- La prensa volvió a poner en aprietos al jefe de Gobierno del Distrito Federal, Andrés Manuel López Obrador Luego del gazapo cometido al anticipar el nombramiento del exgobernador de Zacatecas, Ricardo Monreal, como nuevo procurador Social de la administración capitalina sin reparar en que la legislación establece que el funcionario que ocupe ese cargo debe tener un año de residencia en la capital como mínimo, López Obrador fue pillado en otra mentira El diario La Crónica publicó en su edición de hoy que el mandatario capitalino sostuvo al menos tres reuniones con el presidente de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, Mariano Azuela, la última de ellas en marzo pasado en el restaurante La Cava, ubicado al sur de la ciudad Según la nota, López Obrador y su acompañante ocuparon la mesa número 21 y el primero comió pato, ensalada verde y agua de melón Sorprendido por la rigurosidad de los detalles del encuentro, el político tabasqueño dijo al reportero que lo cuestionó: “Son muy buenos ustedes, están bien conectados con el Cisen, sí porque es cierto, además, si fue pato, exactamente” --¿Por qué no lo había comentado antes? --Porque fue una comida que se dio, como cualquier otra comida desde no sé exactamente si fue en marzo, pero si ustedes lo dicen, a lo mejor sí Trastabillante, López Obrador no acertó a dar una respuesta clara y contundente sobre el tema de conversación Sólo comentó que no se habló nada sobre el o los juicios relacionados con el GDF Puntilloso, el reportero de La Crónica siguió con su interrogatorio: --¿Qué diferencias hay entre la reunión que sostuvo el presidente Fox con que el presidente de la Corte y la de usted? --Bueno, en el caso de la reunión, no quiero hablar del asunto ya, pero te voy a decir, en el caso de la reunión de Los Pinos, pues tuvo como propósito tratar un caso, el desafuero Acorralado, López Obrador ya no supo como salir del tema y dio por terminada la conferencia Previamente, había comentado que sobre la decisión del exgobernador de Zacatecas, Ricardo Monreal, de declinar cualquier invitación a colaborar en el GDF “Creo que Ricardo está en su derecho, es un buen dirigente político, es un buen administrador público Se había convenido que trabajara con nosotros en la Procuraduría Social, pero de acuerdo con la ley se necesita un año de residencia y no queremos violar la ley, por eso no fue posible su nombramiento” También habló del posible recorte financiero que sufrirá el GDF una vez que le transfieran los servicios educativos y expuso que si eso ocurre, se verán afectados programas básicos, como el Metro, el sistema de suministro de agua potable, así como la continuación de las obras viales en el Periférico y el Viaducto

Comentarios